12 años de cárcel para los tres dirigentes de la célula yihadista desarticulada en la operación Caronte

|

Audiencia nacional


Los tres dirigentes de la célula yihadista desarticulada en abril de 2015 en la operación policial denominada Caronte desarrollada en Terrassa (Barcelona) han sido condenados por la Audiencia Nacional a 12 años de prisión cada uno por el delito de integración en organización terrorista en calidad de dirigentes.


Por su parte, los otros siete integrantes han sido sentenciados a ocho años de cárcel en calidad de participantes.


La sentencia de la Sección Cuarta de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional considera probado que los miembros de la célula llegaron a fotografiar lugares emblemáticos de Barcelona contra los que planearon atentar.


También propusieron secuestrar a una persona, vestirla con un mono naranja y ejecutarla mientras lo grababan, al estilo del grupo terrorista Estados Islámico o Daesh.


Según los magistrados, tras pasar la etapa de formación en los principios del Yihad violento, constituyeron una célula o grupo terrorista "con la única finalidad y motivo de cumplir y servir los postulados señalados por Daesh, atentos para llevar a cabo, en cualquier momento un ataque contra instituciones como la policía, entidades bancarias o intereses judíos asentados en España o integrarse en las filas del Daesh".

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH