Ayuntamientos catalanes de menos de 20.000 habitantes acuerdan un marco común de condiciones laborales

|

Ayuntamientos catalanes de menos de 20.000 habitantes acuerdan un marco común de condiciones laborales

Representantes de la administración local y de los sindicatos mayoritarios en Catalunya han cerrado este viernes por primera vez un acuerdo sobre condiciones laborales para los empleados públicos que servirá de marco para todos los pueblos de la comunidad que no lleguen a los 20.000 habitantes.

El acuerdo ha sido firmado por el presidente de la Asociación Catalana de Municipios (ACM) Miquel Buch, el presidente de la Federación de Municipios de Cataluña (FMC) Xavier Amor, y los secretarios generales de CC.OO Juan Carlos Gallego y UGT Josep Maria Álvarez.

En Catalunya hay 947 ayuntamientos, de los cuales solo 63 son de pueblos con más de 20.000 habitantes. Según ha explicado CC.OO. en un comunicado, aproximadamente unos 300 municipios tienen un acuerdo o convenio que regule las condiciones de trabajo de laborales y funcionarios, por lo que unos 647 no disponen de regulación propia y negociada de las condiciones laborales de sus empleados públicos.

Esta falta de regulación negociada, prosigue el comunicado, hace que en muchos municipios se esté aplicando el personal laboral convenios colectivos sectoriales del sector privado, que nada tienen que ver con la realidad y funcionamiento de la administración local. En algunos casos se aplican tres o más convenios en una misma administración.

Y en cuanto al personal funcionario esto provoca que se aplique únicamente la normativa de función pública sin negociación de la misma en el centro de trabajo. Así, la negociación de las condiciones de trabajo en los ayuntamientos pequeños es difícil de llevar a cabo y más cuando en muchos casos no disponen de representantes legales de los trabajadores.

En este sentido, para CC.OO. el acuerdo marco firmado este viernes "permite avanzar en la equiparación de las condiciones laborales entre funcionarios de una misma administración, así como homogeneizar el conjunto de empleados públicos locales de Catalunya".

Este acuerdo, explica el sindicato, no supone una aplicación automática y obligatoria a los ayuntamientos de menos de 20.000 habitantes, sino que debe producirse a través de una adhesión de cada entidad local, previamente negociada entre la administración y las organizaciones sindicales.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH