China ve peligrar sus perspectivas de crecimiento

|

El Gobierno chino ha dado instrucciones a los bancos del país para que asuman una colosal refinanciación de las deudas acumuladas por las autoridades locales con el fin de evitar que incurran en impagos, una posibilidad que ensombrece las perspectivas de crecimiento del gigante asiático, según informa el diario 'Financial Times'.

El plan de estímulo aplicado por China en respuesta a la crisis ha hundido a los gobiernos regionales y ayuntamientos chinos en deudas por importe acumulado de 10,7 billones de yuanes (1,3 billones de euros), casi la cuarta parte del PIB del país, y más de la mitad de estos créditos vencen en los tres próximos años.

Ante el hecho de que la mayor parte de estos préstamos no puede ser devuelto, los bancos han comenzado a ofrecer aplazamientos en los vencimientos de la deuda de los ayuntamientos con el fin de evitar una ola de quiebras, según confirmaron al rotativo fuentes conocedoras de la situación. De hecho, una de las fuentes apuntó que el plan contempla ampliar hasta en cuatro años la fecha de los vencimientos.

A pesar de que varios analistas han advertido de que muchos préstamos seguirán sin poder devolverse y que la refinanciación solamente pospone el problema, los asesores del Gobierno opinan que este plan ofrece a Pekín el tiempo necesariol para encontrar una solución permanente.

"La apropiada extensión del plazo de vencimiento va en el propio interés de los bancos", indicó Fan Jianping, economista jefe del Centro Estatal de Información, grupo de expertos perteneciente a la poderosa agencia de planificación del Estado.

En este sentido, el economista apunta que "desde una perspectiva a largo plazo, muchos de los proyectos en los que se invirtió durante la crisis financiera serán rentables, sólo que aún no se han completado y se encontrarían bajo mucha presión en caso de que las deudas tuvieran que ser devueltas inmediatamente".

No obstante, otra fuente consultada indicó que no habrá "carta blanca" para refinanciar cualquier préstamo de los gobiernos locales ni "una solución única" para todo el país, sino que las entidades tendrán que valorar si la financiación se empleó en proyectos verdaderamente necesarios y si estos estaban de acuerdo con los planes quinquenales del Gobierno.

Por su parte, el Regulador Bancario de China, que insistía hasta mediados del año pasado en que los gobiernos locales deben afrontar sus pagos en plazo, declinó realizar comentarios, aunque recientemente han aparecido signos que apuntan hacia una mayor flexibilidad al respecto, incluyendo rumores de que Pekín asumiría el rescate de gran parte de esta deuda local.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH