Los aliados podrían aceptar que Gadafi huyera para facilitar una transición

|

Los países de la coalición internacional que ha intervenido militarmente en Libia se reunirán este martes en Londres para analizar de qué manera podrían ayudar mejor a la salida del poder del coronel Muamar Gadafi y a la apertura de un proceso de diálogo nacional que desemboque en elecciones libres.

La reunión no sólo congregará a los ministros de Exteriores de los 11 países de la coalición, sino a los jefes de la diplomacia de un total de 35 países, muchos de ellos árabes, y a representantes de varias organizaciones internacionales, como el secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki Moon, o el presidente de la Comisión de la Unión Africana, Jean Ping.

El primer ministro británico, David Cameron, y el presidente francés, Nicolas Sarkozy, han emitido este lunes un comunicado conjunto en el que subrayan que "la acción militar no es un objetivo en sí mismo" y que la única solución duradera tiene que ser "política" y debe proceder del pueblo libio.

No obstante, y pese a que el primer objetivo debería ser el derrocamiento de Gadafi y su posterior juicio internacional, los aliados podrían aceptar que el líder libio huyera del país, facilitando así una transición que podrían liderar los rebeldes pero imposibilitando el juicio.

Mientras tanto, Obama, en un calculado discurso en el que ha evitado la palabra guerra para evitar paralelismos con Irak y Afganistán, ha asegurado que intentar derrocar a Gadafi por la fuerza sería "un error". Es un aviso a Sarkozy y Cameron, los más dispuestos a aumentar la operación.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

LO MÁS LEÍDO

logo insolito
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH