El Govern en pleno teatraliza su unidad para convocar el referéndum

|

ReferendumGovern


El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, el vicepresidente, Oriol Junqueras, así como el resto de miembros del Govern, han firmado este viernes un manifiesto en el que escenifican el compromiso de "todos y cada uno" de ellos a convocar, organizar y celebrar un referéndum sobre la independencia.


En un acto en el Pati dels Tarongers del Palau de la Generalitat --junto a un centenar de altos cargos de la administración catalana--, Puigdemont ha proclamado que el Govern reafirma 'solemnemente' su voluntad de hacer el referéndum "pese a las amenazas" que pesan contra esta votación --en referencia a las diferentes.


Tras unas semanas marcadas por los recelos entre los dos socios del Govern, el PDeCAT y ERC, Puigdemont ha afirmado que el compromiso de impulsar la consulta es de todos: "No la hacemos a dos o a cuatro manos. Son muchas manos las que lo organizarán, convocarán y celebrarán".


COORDINACIÓN


Junqueras, tras una visita al ayuntamiento de Sant Feliu de Llobregat, afirmó este jueves que el acto tiene la voluntad de expresar la "unidad y la coordinación indispensables" entre todos los niveles institucionales. El conseller de Economíaha ha asegurado que "lo que se busca es expresar la voluntad de coordinar al máximo todos los niveles institucionales del país, la mayoría social y las entidades cívicas".


"Si alguna cosa une a los ciudadanos de Catalunya es la voluntad de votar, el 80% dicen que quieren votar para poder decidir su futuro de forma colectiva, por lo tanto, es necesario que haya coordinación de todos los niveles institucionales, entre el Govern, la mayoría parlamentaria, los grupos parlamentarios que están comprometidos con el referéndum y el mundo municipal", ha afirmado el también conseller de Economía.


Junqueras ha añadido que "también es imprescindible la participación de la gente, la movilización cívica y social y que cada uno de los actos del gobierno tenga el apoyo de la sociedad, a la vez que cada una de las movilizaciones sociales tenga la justa correspondencia por parte de las decisiones institucionales".


UN ACTO PARA CALMAR LAS AGUAS


Este acto busca frenar una Semana Santa política marcada por las turbulencias entre el PDeCAT y ERC, los dos socios de Govern, que se han lanzado reproches cruzados que han cuestionado la estabilidad del Ejecutivo y, por lo tanto, de su hoja de ruta soberanista.


La desestabilidad que causó la grabación filtrada de una conversación privada del dirigente del PDeCAT David Bonvehí también complicó las relaciones entre los dos socios, ya que el partido de Puigdemont acusó a ERC de estar detrás de la filtración.


El compromiso con el referéndum también llega después de que el martes Junqueras contemplase declarar la independencia unilateral si el Estado prohíbe el referéndum y de las palabras de la propia Munté que aseguraba que este acto debería servir para "reforzar el compromiso inequívoco del Govern y de todos y cada uno de sus miembros" con el referéndum.


Mientras tanto, el vicepresidente catalán ha declinado valorar las diferencias evidenciadas durante los últimos días entre el PDeCAT y ERC, los dos socios de Govern, sobre la hoja de ruta soberanista y tampoco se ha referido a la posibilidad que el mismo Junqueras abrió el martes de declarar la independencia unilateral si el Estado prohíbe el referéndum. 


Pese a la muestra de unidad ningún miembro de Junts pel Sí ni de la CUP han sido invitados al acto.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

LO MÁS LEÍDO

logo insolito
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH