Forcadell defiende que no "transgredió" el mandato del Constitucional

|

CarmeForcadellalaspuertasdelTSJC 1


La presidenta del Parlament, Carme Forcadell, ha defendido ante el Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC) que la resolución aprobada por la que se le investiga se limitaba a recoger lo que se había abordado y debatido en la Cámara catalana, han explicado fuentes judiciales.


En una comparecencia la mañana de este lunes de unos 20 minutos en la que sólo ha querido contestar a preguntas de su abogado, Forcadell también ha reclamado a la presidenta del tribunal, Maria Eugènia Alegret, y al fiscal Francisco Bañeres que defiendan su inviolabilidad como parlamentaria como garantía de la separación de poderes. 


Asimismo, Forcadell ha asegurado que en ningún caso "transgredió" el mandato de Tribunal Constitucional al permitir que se votara la resolución aprobada el 6 de octubre de 2016, porque, según ella, se limitaba a recoger lo que se había abordado y debatido en el pleno de la Cámara catalana durante el Debate de Política General.


Esa resolución insiste en la capacidad de Catalunya para la autodeterminación, insta al Govern a celebrar un referéndum vinculante "con una pregunta clara y de respuesta binaria", pone un límite para su celebración y crea una comisión para el seguimiento del proceso de autodeterminación, entre otros puntos.


Según han indicado las citadas fuentes, Forcadell ha explicado que en el Debate de Política General el presidente de la Generalitat plantea los temas cruciales del mandato y que las resoluciones del Parlament recogen estas líneas estratégicas, y la función de la Mesa es que estas cuestiones queden recogidas.


Precisamente este es el punto donde pivota el caso y es lo que dilucidará si hubo desobediencia: si la Mesa debe permitir todos los debates o debe establecer un veto en determinadas cuestiones, como en este caso en el que hay un mandato del TC, según fuentes judiciales.


Según consta en el reglamento de la cámara, la Mesa tiene poder para decidir la tramitación de todos los escritos y documentos de índole parlamentaria, según su artículo 37.3 sobre las funciones de la Mesa.


Se trataría de dirimir si la Mesa hace un mero control formal de los debates y resoluciones o si tiene un poder de fiscalización sobre la naturaleza de los temas que se abordan y puede impedir algunos.


Forcadell asegura que las resoluciones parlamentarias tras este debate son la cristalización de los temas que se han abordado, por lo que, para ella, la cuestión es si el presidente de la Generalitat puede o no hablar de la independencia o del referéndum.


Según este argumento, en el momento que el presidente Carles Puigdemont planteó el referéndum como un objetivo del mandato en el pleno de política general, las resoluciones debían recogerlo y la función de la Mesa era permitirlo.


Respecto a las advertencias del letrado mayor del Parlament sobre que hay que cumplir los mandatos del Tribunal Constitucional, Forcadell ha defendido que se limitaba a una opinión general, pero que en ningún caso el letrado dice a la Mesa lo que debe hacer o dejar de hacer.


ForcadellySim



La presidenta de la Cámara catalana ha abierto la ronda de interrogatorios, que continuarán con la comparecencia de Simó, prevista para las 11 horas - pero que ya ha tenido lugar-; el resto de los querellados comparecerán ante el tribunal en los próximos días.


ARROPADAS POR EL GOVERN Y LA CIUDADANÍA 


La presidenta del Parlament, Carme Forcadell, y la secretaria primera de la Mesa de la cámara, Anna Simó, han salido del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC) entre gritos de 'no estáis solos' por parte de las personas concentradas ante el tribunal.


Miembros del Govern, de las entidades soberanistas, diputados de JxSí, CUP, SíQueEsPot, y concejales del Ayuntamiento de Barcelona han recibido a Forcadell y Simó tras declarar ante el juez por un presunto delito de desobediencia al haber permitido votar resoluciones soberanistas.


CarmeForcadellTSJC


Los manifestantes han mostrado su apoyo a Forcadell y Simó, y han acompañado su salida del tribunal con gritos de 'Fuera, fuera, fuera, la justicia española' y a favor de la independencia de Catalunya.


RAZONES DE LA QUERELLA


Esta querella de la Fiscalía se centra en una resolución del Pleno del 6 de octubre de 2016, con la que estos cargos trataron "de desarrollar de manera unilateral y sin sujeción al ordenamiento constitucional el denominado 'proceso constituyente' encaminado a la creación de una futura constitución catalana y del Estado catalán independiente".


La Fiscalía había dejado fuera de la querella a Nuet, pese a que había permitido por dos veces con su voto que se incluyeran en el orden del día del pleno propuestas vinculadas con la independencia y lo justificó porque él "no pretendía como los querellados incumplir los mandatos del Tribunal Constitucional"; luego, el TSJC decidió citarlo también a declarar como investigado.


Los querellados ahondaron en lo ya proclamado en dos resoluciones anteriores del Parlament (por las que ya tuvo que declarar Forcadell): avanzaron "en el plan de la separación de Catalunya del Estado Español", con lo que el fiscal considera un desarrollo de la resolución que el TC había anulado.


Esa resolución del Parlament del 6 de octubre insiste en la capacidad de Catalunya para la autodeterminación, insta al Govern a celebrar un referéndum vinculante "con una pregunta clara y de respuesta binaria", pone un límite para su celebración y crea una comisión para el seguimiento del proceso de autodeterminación, entre otros puntos.


La Fiscalía cree que al haber permitido votar y aprobarla, Forcadell, Corominas, Simó y Barrufet pusieron "en evidencia su voluntad inequívoca e irreversible de llevar adelante su proyecto político por la fuerza de los hechos consumados, con total desprecio a la Constitución de 1978".



Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH