La sede Ciudadanos de Barcelona y una comisaría de Policía, acosadas durante la huelga

|

Arrimadascsciudadanosciutadans


Un numeroso grupo de personas que se dirigía este martes 3 de octubre hacia las movilizaciones convocadas en el centro de Barcelona se ha parado unos minutos ante la sede de Ciudadanos (Cs) y ha proferido gritos en contra del partido.


Los activistas bajaban por la calle Balmes y han parado a la altura de la calle Granada del Penedès, donde está la sede del partido y, enfrente, una comisaría de la Policía Nacional, ante la que también han proferido gritos.


La líder del partido en Catalunya, Inés Arrimadas, explicó después, en rueda de prensa en el Parlamento, que ante la sede de Cs ha habido "insultos, intimidaciones y amenazas" a los cargos públicos del partido que estaban ya los trabajadores.


Ha destacado que, ante estos actos de "acoso e intimidación", algunas personas han defendido los miembros de Cs, y que los diputados del Parlamento Carlos Carrizosa, Fernando de Páramo y José María Espejo-Saavedra han tenido que salir de la sede del partido escoltados por los Mossos.



"Esto es lo que provoca el nacionalismo. El nacionalismo es señalar al discrepante, insultar, intimidar y acosar. Pero no nos harán callar", aseguró Arrimadas.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH