UGT se desmarca de la huelga general el 8N y pide "soluciones políticas"

|

Pepealvarezsecrgralugt 1

Álvarez reitera que se desmarcan del paro general. 


El secretario general de UGT, Pepe Álvarez, ha reiterado que su organización se desmarca de la huelga general convocada por el sindicato minoritario Intersindical-CSC para el 8 de noviembre en Catalunya y ha insistido de que el conflicto abierto en el territorio necesita "soluciones políticas".


Aún así, las federaciones catalanas de CC.OO. y UGT han convocado diferentes movilizaciones durante el mes de noviembre contra las "políticas autoritarias" del Gobierno central, que empezarán este miércoles con diversas concentraciones en localidades y ciudades catalanas, pero sin sumarse a la huelga.


Álvarez ha considerado que este conflicto "no se tiene que dilucidar en el ámbito laboral", aunque también ha señalado que el sindicato "no tiene nada que decir" ante las opiniones y posiciones públicas de afiliados o dirigentes de su organización.


En este sentido, ha reconocido que las organizaciones se ven "influenciadas" por este problema "que atañe a todo el país", insistiendo en que, "si no se aborda políticamente", no se encontrará "la solución".


El secretario nacional de UGT ha reiterado, además, su rechazo a la "desproporcionada" medida de prisión incondicional decretada por la Audiencia Nacional


Así, ha incidido en que "la libertad de estas personas tendría efectos muy positivos" en el desarrollo del proceso de elecciones políticas que debe culminar con la elección de un nuevo Parlament, y así "encontrar un nuevo camino" que haga compatibles las aspiraciones "legítimas" con el respeto a las leyes, al Estatuto y a la Constitución.


PROTESTAS


Los dos sindicatos CC.OO. y UGT de Catalunya han considerado que el Gobierno del PP es "responsable de un conflicto político, institucional y, ahora, impropiamente jurídico".


Por este motivo, han organizado una "movilización por los derechos y las libertades" y han manifestado su voluntad de colaborar con los espacios unitarios e inclusivos que trabajen en este mismo sentido, a la vez que han subrayado que la respuesta debe ser cívica y debe involucrar al conjunto de la ciudadanía.


Han pedido a la afiliación de los dos sindicatos "el ejercicio activo de la ciudadanía cívica, crítica y libre", y la participación en debates en sus ámbitos de organización y, en consecuencia, tomen personalmente las decisiones políticas que consideren convenientes.


CC.OO. y UGT han sostenido que son espacios "plurales políticamente e independientes de cualquier fuerza política" y por este motivo entienden la diversidad de opciones de los afilados como una riqueza y un orgullo.


Han defendido que han hecho propuestas concretas de negociación para la resolución del conflicto que excluyen posicionamientos "unilaterales y rígidos".



Ambos sindicatos han reclamado la retirada de la aplicación del artículo 155 de la Constitución y la liberación de los líderes de la ANC y Òmnium Cultural, Jordi Sànchez y Jordi Cuixart, y de los consellers cesados.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH