Ciudadanos aboga por un pacto postelectoral con el PSC

|

Rivera


Ciudadanos ve lógico que si su candidata a la Presidencia de la Generalitat, Inés Arrimadas, gana las elecciones autonómicas catalanas del próximo 21 de diciembre, forme un Gobierno compuesto principalmente por personas de Cs y del PSC, además de figuras independientes, y que podría incorporar también a alguien del PP.


El propio Albert Rivera ha comentado en declaraciones en los pasillos del Congreso que le sonaba "bien" un tándem de Arrimadas y el socialista Miquel Iceta, siempre que fuera por ese orden y con su candidata de presidenta.


Si, como auguran las encuestas sobre intención de voto, Ciudadanos y el PSC son los dos partidos constitucionalistas que recaban más apoyo en esos comicios, desde el partido naranja creen que lo más razonable sería que el futuro Ejecutivo autonómico lo formaran personas de ambas formaciones, a las que se podrían sumar varios independientes.


Arrimadas ya ha manifestado en varias ocasiones su intención de alcanzar un acuerdo con otras fuerzas constitucionalistas tras el 21-D. 


Las tres opciones que han barajado hasta ahora en Ciudadanos son un Gobierno transversal de varios partidos, un Ejecutivo que incorpore a independientes y uno monocolor con apoyo de otras formaciones en el Parlament.


Que este escenario sea factible o no dependerá de los resultados electorales y de la postura que adopte el PSC, al que Cs suele reprochar que no sea suficientemente claro cuando habla de eventuales acuerdos postelectorales. 


Aunque los socialistas catalanes han dicho que no van a pactar con los independentistas, Ciudadanos teme que el candidato del PSC, Miquel Iceta, quiera formar un tripartito de izquierdas con ERC y Catalunya En Comú-Podem. 


CONCENTRAR EL VOTO


En la dirección de la formación naranja consideran que Cs y el PSC son los dos partidos que van a concentrar el voto útil de aquellos catalanes que rechazan la independencia de Catalunya, en perjuicio de los 'comunes' y del PP.


En el partido centrista piensan que la clave estará en el respaldo que consigan ellos en las urnas y el que reciba el PSC, y ahí creen que Ciudadanos lleva las de ganar por su oposición firme al independentismo, que contrasta con la "indefinición" de los de Iceta.


Según los sondeos electorales, en esta ecuación también pueden ser determinantes los 'comunes', encabezados por Xavier Domènech, que se niegan a respaldar un Ejecutivo de Cs, PSC y PP y que tampoco apoyarían una fórmula con ERC que incluyera al PDeCAT.


PANORAMA POSTELECTORAL


Los estudios electorales que llevan a cabo en el partido presidido por Albert Rivera les dan en torno a un 22% o un 23% de los votos, con entre 30 y 32 escaños en el Parlament, según las fuentes, que pronostican que quien gane las elecciones en Catalunya no superará el 25%, dada la fragmentación del voto.


De hecho, señalan que ERC, que hasta ahora se situaba como primera fuerza, está bajando en las encuestas y podría seguir perdiendo apoyos de aquí al 21 de diciembre.


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH