La Caixa rinde tributo a Francesc Moragas, su fundador

|

Francesc moragas caixa


La Caixa ha rendido este lunes tributo a su fundador, Francesc Moragas (Barcelona, 13 de diciembre de 1868), en el 150 aniversario de su nacimiento en un acto que ha contado con el presidente de la Fundación Bancaria La Caixa, Isidre Fainé.


Fainé ha realizado una conferencia sobre Moragas que ha estado precedida por una lectura teatralizada basada en el texto que Josep Pla escribió sobre él, una pieza que dirigida por el dramaturgo Jordi Prat i Coll e interpretada por el actor Oriol Vila, ha sido ambientada con música de Amadeu Vives, que fue amigo personal del fundador de La Caixa.


"La figura de Francesc Moragas ha sido capital, tanto para La Caixa como para el país. Fue un hombre de acción, pero también y sobre todo un hombre de reflexión, de fuertes convicciones. Se movía sin hacer ruido y con prudencia, pero era atrevido en los proyectos y en el saber hacer, pues sus ideas se plasmaban en hechos concretos", ha resaltado Fainé.


El origen de este proyecto se remonta a 1902, cuando tuvo lugar una huelga general en la que miles de obreros reclamaban mejoras laborales, y la represión acabó con muertos y heridos.


En este momento, un sector empresarial encabezado por Moragas hizo un llamamiento público para recaudar dinero para los familiares de las víctimas, y el excedente se destinó, en 1904, a la creación de una caja de pensiones, naciendo La Caixa: "Soy el hombre más ambicioso del mundo. No teniendo necesidades, he hecho mías todas las de los demás", afirmó Moragas.


Abogado, hijo de una familia de notarios y letrados, y formado en seguros y previsión, Moragas también contribuyó a la creación en 1908 del Instituto Nacional de Previsión, precedente del Sistema de la Seguridad Social en España.


En muy pocos años La Caixa logró administrar más de la mitad del ahorro de los catalanes, y en 1935 ya se habían abierto un centenar de oficinas en Catalunya, Baleares, Madrid y Andorra.


Las propuestas de ahorro y previsión se popularizaron y La Caixa alcanzó a principios de los años treinta el 60% del ahorro catalán y el 25% del conjunto del español: "Haremos una caja de gran volumen. Mantenga la calma. Ya lo verá enseguida", aseguró Moragas a Josep Pla.


Por ello, Fainé ha puesto en valor que "no se puede ser emprendedor si no se es optimista y se tiene fe en lo que uno cree que se puede hacer realidad", y ha apuntado que Moragas, solía decir: "Lo imposible tan solo es un poco más difícil que las cosas difíciles".


OBRA SOCIAL


En 1918, con el precedente en 1915 de los Homenajes a la Vejez, actos de reconocimiento a las personas mayores, y en 1917 de la Obra Maternal, Moragas pudo poner en marcha la Obra Social, un proyecto de promoción social dirigido a la dignificación de las personas mayores y de las más necesitadas, así como a la erradicación de enfermedades.


Atender a los ciudadanos más vulnerables con dignidad fue uno de los objetivos fundacionales de la Obra Social, con un conjunto de iniciativas anticipadoras como el Instituto de la Mujer que Trabaja (1920), la Clínica de Cirugía de Santa Madrona (1921), el Hogar para Mujeres y Niños Enfermos (1922), la Clínica de Medicina (1925), la Clínica Maternal (1928), el Amparo de Santa Lucía (1920), el Instituto Catalán para Ciegos (1921), el Instituto Catalán para la Rehabilitación Física de Mutilados (1922) y el Instituto de Servicios Sociales (1929).


Moragas murió el 27 de marzo de 1935 a los 66 años, en una habitación de la Clínica de Cirugía del Instituto de Santa Madrona, que él mismo había inaugurado: "Que la memoria de todo lo que hizo Moragas y todos los que han venido después nos ayude a poder seguir construyendo esta gran institución que hoy es y representa La Caixa", ha finalizado Fainé.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH