sábado, 23 de febrero de 2019

La Cambra de Comerç enfría el crecimiento económico de Catalunya

|

Cambradecomer 1


La Cámara de Comercio de Barcelona ha revisado cuatro décimas a la baja sus previsiones de crecimiento de la economía catalana para el 2019, las sitúan en un 2,1%, una décima por debajo de la tasa que se prevé para el economía española.


En rueda de prensa este miércoles, el presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona, Miquel Valls, ha valorado que se trata de una desaceleración importante "para la economía y espera que el crecimiento termine siendo superior durante este año.


Valls ha argumentado que esta moderación se debe a que la aportación del sector exterior será inferior que la prevista por el impacto de la desaceleración del comercio mundial de las exportaciones y, en este sentido, la industria catalana está siendo el sector más afectado y será el que menos crecerá en 2019.


"La economía catalana sigue en expansión pero en clara desaceleración", remarcó Valls y señaló que el empuje de la demanda interna mantiene un crecimiento elevado del PIB, que se fundamenta en el buen comportamiento del consumo privado para la creación de empleo y los aumentos salariales que empiezan a registrarse.


El ente prevé también una moderación del crecimiento para la economía catalana durante el cuarto trimestre de 2019 del 0,5%, después de que durante el crecimiento intertrimestral se haya mantenido cerca del 0,6% de media anual.


"La fase de desaceleración del 2018 alargará el 2019", sostuvo Valls, pero ha rechazado que se detecten señales que la economía catalana esté entrando en una nueva recesión y tampoco desequilibrios en el sector privado que puedan implicar un descenso del PIB.


Asimismo, la economía catalana ha cerrado en 2018 con un crecimiento del PIB en torno al 2,6%, una décima por encima de la española y por debajo de la registrada en 2017, cuando fue del 3,4%.


COMPARACIÓN CON ESPAÑA


Sobre el crecimiento superior previsto para la economía española, Valls ha expuesto que la catalana suele crecer por debajo en los periodos de moderación y recesión, mientras que lo hace por encima en los de expansión y que, además, el economía catalana es "fundamentalmente" industrial.


Así, la economía catalana crecerá una décima por debajo de la española este 2019 tras cuatro años de expansión económica en los que lo hacía por encima.


OTROS SECTORES


La Cámara de Comercio espera que la construcción sea el sector que más crezca en 2019, frente al crecimiento inferior esperado para la industria con la caída de las exportaciones en mercados como el de Alemania, Estados Unidos, Reino Unido, Italia y China.


A pesar del dinamismo de la construcción, Valls apuntó que los "obstáculos administrativos" del Ayuntamiento de Barcelona a la construcción de vivienda están relacionados con la disminución de la superficie visada en la ciudad de Barcelona, que ha registrado una disminución del 20% en 2018.


"El problema de la ciudad de Barcelona es que la incertidumbre es continua", ha alertado el presidente y ha razonado que lleva a que los empresarios de la construcción inviertan con prudencia.


Asimismo, Valls ha celebrado que, a pesar del estancamiento de 2018, el sector turístico catalán esté resistiendo mejor que el español el aumento de la competencia ante la recuperación de mercados como el de Egipto y Turquía, lo que ha dicho que se debe a que el catalán compite en calidad y no en precio.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

LO MÁS LEÍDO

logo insolito
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH