Iglesias lanza una amenaza: o Podemos tiene ministerios o hará caer a Sánchez

|

A dos semanas de la posible fecha de la primera sesión de investidura, Podemos y PSOE siguen enrocados en sus posiciones de partida. Mientras la formación 'morada' exige ministros en el Ejecutivo para apoyar a Sánchez como presidente , los socialistas rebajan las expectativas de Podemos a alianzas parlamentarias y cargos intermedios de la administración.


Pedro sanchez pablo iglesias 05092018


La nueva reunión entre Pablo Iglesias y Pedro Sánchez en La Moncloa solo ha servido para constatar que no se ha producido ningún avance entre ambas formaciones para formar Gobierno.


El único avance que se ha producido en esta reunión es el ofrecimiento de establecer una comisión de seguimiento del acuerdo programático que pudiesen alcanzar PSOE y Unidas Podemos en esta legislatura.


Por su parte, fuentes de Podemos aseguran que en la reunión de hoy Pablo Iglesias ha constatado que el PSOE no ha decidido si quiere un acuerdo con la izquierda o con la derecha para sacar adelante la investidura. Por eso, explican que el líder de Podemos ha transmitido a Pedro Sánchez que debe decidirse porque España necesita un gobierno estable y de izquierdas.


INVESTIDURA SEGUNDA O TERCERA SEMANA DE JULIO


La entrevista celebrada entre los dos políticos es la cuarta que han celebrado para hablar de la investidura tras las elecciones generales del 28 de abril.


Sánchez le ha reiterado su oferta para conformar un Gobierno de cooperación en los tres ámbitos de colaboración conocidos (programática, parlamentaria e institucional), lo que pasa por incorporar a miembros de Podemos en cargos intermedios de la Administración, pero fuera del Consejo de Ministros.


Los socialistas también estaban dispuestos a incorporar en el gabinete de Sánchez a independientes de reconocido prestigio en sus respectivos ámbitos profesionales que pudieran situarse en la órbita ideológica de Podemos.


El jefe del Ejecutivo pondrá rumbo en la tarde de este miércoles a Osaka (Japón) para participar en la cumbre del G-20. Él domingo deberá estar en Bruselas para la cumbre extraordinaria sobre el reparto de cargos institucionales, por lo que en los próximos días su agenda internacional le impedirá volcarse en los contactos para sacar adelante la investidura.


Así las cosas, fuentes del Gobierno descartan que la primera semana de julio pueda convocarse ningún debate de investidura, que sitúan como pronto en la segunda o tercera semana de julio.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH