miércoles, 20 de noviembre de 2019

PícnicxRepública desconvoca su concentración tras reunir a unas 2.700 personas

|

Unas 2.700 personas --según cifras de la Guardia Urbana-- se han concentrado este domingo por la tarde, séptimo día de protestas por la sentencia del 1-O, en el cruce de las calles Mallorca y Bruc de Barcelona para lanzar bolsas de basura cerca de la Delegación del Gobierno en Catalunya.


La concentración, convocada por PícnicxRepública inicialmente en el cruce de la calle Mallorca con Roger de Llúria --donde está la Delegación--, ha empezado poco antes de las 18 horas a unos 100 metros de esta sede, debido a un cordón policial con vallas en la calle Mallorca.


Los concentrados, con bolsas de basura como animaban los convocantes, han lanzado decenas de bolsas detrás de las vallas, mientras entonaban consignas como 'Fuera las fuerzas de ocupación', 'No os merecéis la senyera que lleváis', 'No estamos todas, faltan las presas', 'Vergüenza', 'Buch dimisión', 'Presos políticos libertad' y el himno catalán, 'Els Segadors'.


Entre la muchedumbre había carteles con lemas como 'Ya nos hemos alzado, haremos caer al verdugo', y los concentrados, muchos de ellos ataviados con banderas esteladas, también han entonado 'Está en prisión, nuestro conseller', 'Ser policía vergüenza me daría', 'Somos gente de paz', y 'Prensa española manipuladora'.


Concentraciu00f3n frente a la Delegaciu00f3n del Gobierno en la su00e9ptima jornada de protestas en Barcelona contra la sentencia del procu00e9s a 20 de octubre de 2019


Después de varios minutos lanzando basura, se ha originado un pequeño fuego entre las bolsas, que ha sido apagado inmediatamente por dos manifestantes, y al que se han acercado momentáneamente dos agentes antidisturbios de los Mossos d'Esquadra, que estaban contemplando la escena a unos 20 metros detrás de las vallas, acompañados de tres furgones parados.


COLA PARA TIRAR LA BASURA


Mientras había una larga cola para ir a tirar las basuras al otro lado de las vallas, el resto de manifestantes ha coreado cánticos y ha hecho saltar algunos balones y globos entre la gente, en una imagen que ha recordado la concentración del jueves en la plaza Cinc d'Oros de Barcelona (paseo de Gràcia-Diagonal), que emulaba las Olimpiadas Populares de 1936.


Algunos vecinos de la calle Mallorca también se han sumado a la iniciativa y han tirado su basura desde el balcón, provocando el júbilo de los concentrados, que han celebrado cada lanzamiento con muchos aplausos.


Cerca de las 19 horas, ha sobrevolado la protesta un helicóptero policial, levantando pitidos y quejas de los manifestantes y que se han repetido en todas las ocasiones que ha sobrevolado la zona.


Minutos más tarde, un hombre ha empezado a gritar apellidos de políticos con un megáfono, como el del ministro del Interior en funciones, Fernando Grande-Marlaska; el del presidente de la Generalitat; Quim Torra, el del conseller de Interior, Miquel Buch; el del diputado de ERC en el Congreso Gabriel Rufián, y el del Rey Felipe VI, entre otros, mientras los concentrados gritaban 'A la mierda' inmediatamente después.


Cerca de las 19.30, los concentrados ya ocupaban la calle Mallorca desde Bruc hasta la calle Girona, así como buena parte de la calle Bruc tanto por la parte de arriba como por la de abajo, sin llegar a las calles Provença -por arriba- y València -por abajo-.


LINTERNAS


En ese momento, todos los concentrados han encendido las linternas de sus teléfonos y se han quedado unos segundos en silencio, para después entonar al unísono 'Els Segadors' e 'Independencia'.


Después de ese momento, a las 19.30 horas, los convocantes han desconcentrado la manifestación por su canal de Telegram.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH