viernes, 4 de diciembre de 2020

¿Está el gobierno de Catalunya en la luna?

Carmen P. Flores

Dicen que la oportunidad de exponer o hacer alguna cosa es un don que no todo el mundo posee. En este momento de pandemia mundial por coronavirus que está transformando los esquemas sociales, económicos y políticos, los gobernantes deben tener muy claro las prioridades y centrarse en ellas para salvar la situación lo mejor posible y no volver a equivocarse como viene sucediendo en estos meses. “Las acciones expresan prioridades”, decía Gandhi y eso es lo que hace falta ahora, no mañana.


El presidente en funciones de la Generalitat, Pere Aragonés, durante un pleno celebrado en el Parlament de Cataluña para tratar la crisis sanitaria del coronavirus, en Barcelona, Catalunya, (España), a 6 de octubre de 2020.



En Catalunya, con la situación generada por la pandemia y las acciones del mantra independentista que siguen agitando el mar revuelto pese al panorama, se hace necesario que el Govern se entere de que ahora lo que toca es buscar soluciones sanitarias, sociales y económicas para salvar de la mejor manera posible la situación. Claro que para ello se necesitan políticos y personas responsables que afronten los problemas con serenidad, conocimientos, criterios y decisión. ¿Los hay? Tengo serias  dudas.


No sé si es una maniobra de distracción o una decisión inoportuna, lo cierto es que, en plena crisis, la Generalitat de Catalunya, en boca del conseller de Políticas Digitales, Jordi Puigneró, anunciaba este martes la creación de la Agencia Espacial de Catalunya, con una inversión de 18 millones de euros, que piensa confinanciar con fondos europeos, como si las instituciones europeas apoyasen el proyecto. ¿Alguien les habrá dicho lo inoportuna e inviable que es la propuesta? Vender humo y desconocer lo que necesita este país es la tónica dominante en estos años de un gobierno cuyo objetivo no son los ciudadanos, sino sus intereses particulares camuflados de patriotismo. Unos, los de abajo, se creen las mentiras, mientras otros, los que manejan el cotarro, buscan sacar rédito de ello. Es la condición humana dicen los entendidos.


Una Agencia Espacial con sede en la Plaza de Sant Jaume y delegación en Bruselas igual no es mala idea. La Agencia Espacial de Catalunya puede preparar su primera misión con los huidos como tripulantes en misión especial para trasladar también a otras galaxias el conflicto catalán, ya que las instituciones europeas no les hacen ningún caso.


Propongo que algunos de los conselleres, incluso el vicepresidente Aragonés, se den una vuelta por los hospitales y centros de salud, se acerquen a las largas colas que hay, hablen con la gente y les pregunte su opinión de lo que es prioritario ahora, seguro que lo tienen más claro que ellos. De paso que entren y hablen con los sanitarios, también saben la prioridad actual. Si no tienen bastante, que bajen a la Plaza de Sant Jaume y hablen con los propietarios de bares, restaurantes, y el ocio nocturno, y les explicarán gráficamente lo prioritario. Y otro día, que se reúnan con otros sectores --son unos cuantos-- e igual después tienen más claro lo que es prioritario y hacia donde tienen que ir encaminados los esfuerzos del gobierno que ahora más que nunca parece que está en las nubes, aunque, mejor será decir que está en la luna. Y si no tienen bastante que le digan a todos los afectados, es decir, a toda la ciudadanía, qué opinan de la Agencia Espacial de Catalunya. Igual aterrizan de golpe y ponen los pies en el suelo. 


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.



Más autores

Opinadores
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH