martes, 30 de noviembre de 2021

Denunciados cinco responsables de una empresa de obras por un homicidio por imprudencia grave en Castellbisbal

|

Los Mossos del Área Regional de Tráfico de la Región Policial Metropolitana Sur denunciaron el pasado 23 de diciembre ante el Juzgado de Primera Instancia número 6 de Rubí cinco hombres, de nacionalidad española y colombiana, entre 26 y 75 años y vecinos de Salou y Tarragona como presuntos autores de un delito contra los derechos de los trabajadores y otro por homicidio por imprudencia grave.


camion

@mossos


Los hechos tuvieron lugar el 3 de julio cuando un camión articulado que circulaba por la autovía A-2, a la altura de Castellbisbal la sufrió un grave accidente. El conductor del camión perdió el control del vehículo, el cual tomó una trayectoria a la izquierda, cruzando el tercer carril de la autovía y chocando con la mediana de hormigón.


El conjunto articulado, sin ningún tipo de control de su conductor, rebotó con la valla de hormigón para nuevamente ir hacia la izquierda y volver a chocar con la valla de hormigón de la media. En este último choque la cabina de la tractora impactó contra un panel informativo que tiene una viga de hierro de grandes dimensiones la cual produjo graves deformaciones en la cabina de la tractora que provocaron la muerte del conductor.


El informe pericial emitido por el Área Central de Investigación de Accidentes de Tráfico certificó que el motivo del accidente había sido el deficiente estado de los neumáticos de la tractora accidentada.


Ante los indicios los investigadores hicieron un cuidadoso histórico de reparaciones y mantenimiento del vehículo siniestrado, un camión que llevaba hechos más de un millón de kilómetros y encontraron graves anomalías, empezando porque el semirremolque accidentado no tenía la ITV vigente (hacía dos años que le había caducado), hasta determinar que el mantenimiento no había sido el adecuado y podía ser la causa directa del accidente que sufrió el vehículo, por lo que denunciaron los responsables de la empresa de servicios y obras titular del camión siniestrado por un presunto delito contra los derechos de los trabajadores y un presunto delito de homicidio por imprudencia grave.


Asimismo, los investigadores pudieron comprobar que estas irregularidades e incumplimientos eran práctica habitual de la empresa denunciada y su parque móvil, vehículos de transporte y gran tonelaje, sufría graves retrasos en las revisiones técnicas obligatorias por lo que habían sido denunciados y inmovilizados en repetidas ocasiones por dotaciones de tráfico.


Además, la investigación recogió como los responsables de la empresa habían despedido anteriormente algún chofer para negarse a conducir camiones a los que les habían montado neumáticos desechados por viejos por otros camioneros, ante la negativa de los responsables a pagar otros nuevos como era necesario. De hecho, el chofer que fue víctima mortal del accidente había decidido que justamente ese era su último día de trabajo en esa empresa, ante la desazón que le suponía trabajar con aquellos medios.


El juzgado informado de los hechos y receptor de los informes periciales del accidente citará a declarar a los denunciados sobre los hechos punibles.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH