domingo, 17 de octubre de 2021

La defensa del asesino de una niña en Vilanova dice que "no tuvo intención de matar"

|

Juicio por la violación y asesinato a una niña de 13 años en Vilanova i la Geltrú (Barcelona) en 2018. En la Audiencia de Barcelona, el 12 de abril de 2021.

@EP


La defensa del autor confeso del crimen contra una niña en Vilanova i la Geltrú (Barcelona) ha insistido este miércoles en negar que el hombre violara a la menor, y ha mantenido que no premeditó asesinarla: "Jamás tuvo intención de matar a nadie, lo hizo porque tenía sus facultades alteradas".


Al exponer el informe final, la abogada del acusado ha remarcado al jurado que "la muerte no necesariamente se causa queriendo", y ha sostenido que este crimen no fue un asesinato sino un homicidio.


Ha repetido que el acusado entró en su casa, "se encerró en el baño para meterse cocaína y escuchó ruidos, y como estaba en pleno subidón, no se le ocurrió ninguna otra cosa que ir a la cocina, coger dos cuchillos y recorrer toda la casa, y desgraciadamente, acabó asfixiando a la niña", que según él había entrado en el piso voluntariamente.


Al negar que violara a la menor, se ha referido al hematoma que la autopsia detectó en la parte genital: "Con un simple golpe con un canto de la mesa se puede producir esta lesión. Es un simple hematoma. Esa lesión a la que la dan tantísimas importancia es tan solo un golpe en una situación en la que estaban peleando y se produjeron muchísimos golpes. Eso no quiere decir que haya agresión sexual", ha asegurado la abogada.


Ha apuntado, refiriéndose a los médicos forenses que hicieron la autopsia, que "no hay desgarres anales, vaginales y que el himen está construido, y que las bragas estuvieron puestas todo el rato", asegurando que no se puede acreditar la intencionalidad sexual del acusado.


Ha asegurado que ese día la niña no tenía que estar en casa de los abuelos sino que "estaba allí de forma excepcional", por lo que el acusado no podía haber premeditado el crimen, y ha recalcado la declaración de una doctora que participó en las labores de la búsqueda de la niña que aseguró que su hermano insinuó que la niña quizás se habría escondido.


PERITOS Y ACTUACIÓN "NEGLIGENTE" DEL SEM


La letrada ha tratado de desacreditar los informes de psiquiatras y psicólogos que negaron que el acusado tuviera ningún trastorno mental, y ha mantenido que no era consciente de sus actos porque había consumido cocaína.


Según la defensa, el acusado encontró a la niña en el piso y, estando drogado, se asustó y la confundió con un ladrón, con el que creyó forcejear al matarla.


La abogada ha confrontado las conclusiones de los peritos del Institut de Medicina Legal i Forense de Catalunya (Imelec) frente a los que expusieron los peritos privados que contrató la defensa, y que fueron los únicos que avalaron la drogodependencia que el acusado alega al decir que mató a la niña creyendo que era un ladrón.


"Han estado siempre adscritos al Imelec. Es decir, han estado siempre detrás de una mesa. No han tratado jamás a pacientes, a toxicómanos ni drogodepndientes", y ha mantenido que el acusado si puede considerarse un politóxicomano porque, además de a la cocaína, era adicto alcohol.


Ha tachado de "negligente" el informe de los sanitarios del SEM que le atendieron tras ser arrestado --negaron que estuviera ebrio o drogado--, y ha asegurado que los signos del síndrome de abstinencia en cocainómanos no siempre son visibles.


Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH