martes, 26 de octubre de 2021

El Govern de Colau quiere que las autopistas sigan siendo de pago para fomentar el transporte público

|

La teniente de alcalde de Ecología, Urbanismo, Infrastructuras y Movilidad de Barcelona, Janet Sanz, ha abogado este jueves por implementar un modelo de autopistas que incorpore el pago por uso e incentivar, así, que se opte por el transporte público.


Archivo - Arxivo - La tinent d'alcalde d'Urbanisme de Barcelona, Janet Sanz, en una roda de premsa aquest divendres.

Janet Sanz @ep


Lo ha dicho en rueda de prensa al ser preguntada por los peajes de la AP-7, la AP-2, la C-32 norte y la C-33, que han dejado de funcionar esta semana tras el fin de la concesión a las empresas Invicat y Acesa, ambas del grupo Abertis.


En este sentido, Sanz ha celebrado, textualmente, que se termine un modelo de gestión privada de infraestructuras públicas: "Ante el fin de este modelo de gestión privada, lo que necesitamos es gestión pública", ha sostenido.


Sanz ha concretado que la Unión Europea (UE) marca un horizonte en el que todas las vias de alta capacidad --no solo autopistas, también autovías-- tienen que tener una gestión pública que desincentive su uso en 2024.


Respecto a la posibilidad de incorporar un peaje urbano en la capital catalana, Sanz ha explicado que desde el consistorio siguen estudiando esta posibilidad pero ha instado a los ejecutivos catalán y central a trabajar para tirar hacia adelante esta propuesta.


Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH