domingo, 26 de septiembre de 2021

Manel saca 'Jo competeixo', su álbum más electrónico

|

Manel

El cuarteto barcelonés Manel publica este viernes su cuarto álbum, titulado 'Jo competeixo', que cuenta con más sintetizadores y con una puerta abierta a nuevas sonoridades: "No nos ponemos ningún tipo de norma ni límite".


En una entrevista de Europa Press, el grupo ha explicado que el título seleccionado ha sido "contundente y corto" y por primera vez ha usado el título de una canción, huyendo de algún verso o anécdota como en sus anteriores trabajos.


El cuarteto barcelonés integrado por Guillem Gisbert, Roger Padilla, Martí Maymó, Arnau Vallvé ha creado un álbum con 11 canciones: "Somos conscientes de que hay un gran cambio, pero nos falta un poco de perspectiva", han explicado sus componentes, que en todos sus trabajos reinventan su forma de trabajar.


Lo que se ha podido escuchar hasta este viernes del disco -el single de avance 'Sabotatge'- ha sido una elección tomada por votación popular y con menos consenso que en su anterior trabajo: "En el anterior disco, 'Teresa Rampell' era la más animada y bailable y lo tuvimos más claro, no dudamos tanto".


Este cuarto álbum huye de la madurez: "No es un disco que intenta ser llamado maduro. Hay que huir de la madurez como de la peste", ha dicho el compositor y vocalista Guillem Gisbert, que ha confiado en que el resultado sea profundamente inmaduro, como lo deben ser todos los discos.


En su gestación, el grupo no ha puesto ningún tipo de premisa de estilo ni de género musical, sino que ha mantenido una actitud abierta celebrando incluso la inclusión de saxos en uno de sus temas.


Sin embargo, se trata de un trabajo con más sonoridad sintetizada, debido a que su cocción ha pasado por el rasero del productor norteamericano Jake Aron, y por la masterización de Chris Gehringer (Rihanna, Drake, Nas, Wu-Tang Clan), que han hecho entrar al grupo en una nueva fase.


EXPERIENCIA EN NUEVA YORK 


"Queríamos probar qué era trabajar con un productor. No lo habíamos hecho nunca", han relatado, de modo que empezaron a dar voces y entraron en contacto con Aron.


Aunque podrían haber desarrollado el proceso en Barcelona, decidieron trasladarse durante 28 "intensos" días a Nueva York para cambiar totalmente su manera de grabar, que se materializó en varias fases: unas primeras reuniones con el productor y grabación en el interior de una iglesia cerca de Woodstock reconvertida en estudio de sonido.


La experiencia ha resultado muy enriquecedora para el grupo que, comparado con las otras ocasiones en las que grababan en la intimidad en Can Sons, han logrado "un barniz de sonido diferente que ha hecho que las canciones suban un escalón más".


GUIÑO A 'LA BILIRRUBINA' DE GUERRA 


A propósito de la canción 'Sant Petersburg' han explicado que podría no estar ambientada en esta ciudad, sino que el tema trata toda una dimensión, mientras que 'Serotonina' es un juego, un homenaje y un guiño a 'La Bilirrubina', de Juan Luis Guerra: "Nos gusta mucho 'La Bilirrubina'".


El disco también alberga un homenaje a la montaña de Collserola: "Es una montaña brutal y la gente que vivimos alrededor no la miramos demasiado", ha dicho Gisbert, que se sintió cautivado con ella al volver a trasladarse hace unos dos años a Vallcarca, desde donde se puede divisar y estar en 20 minutos en la carretera de les Aigües.


Una composición más etérea es 'M'hi vaig llançar', porque es aplicable a cualquier circunstancia en la que uno necesite coraje, por ejemplo el deporte, la música o el teatro, han dicho.


'Maria Antonieta' juega con la imagen de la cabeza de Maria Antonieta sobrevolando París, y 'BBVA' es un título que trata de complementar lo que la canción no explica: "Tienes una historia de fugitivos que han cometido un crimen. Con este título estás explicando y contextualizando donde comienza".


Sobre el trasfondo de 'Sabotatge', Gisbert ha reiterado que "toda la historia del arte está basada en si mola o no mola, y el resto son tonterías que se dicen en las entrevistas".


El colofón, 'Jo competeixo', es un monólogo con la historia de un personaje agresivo y competitivo: "Hay una visión irónica de la competitividad del personaje para entender que muchas veces regimos las nuestras vidas por cosas relacionadas con la competitividad y eso no nos permite ser libres".


"Esperamos ser mejores instrumentistas. Tenemos más recursos y al final se nota", han dicho los músicos, que también han reivindicado sus trabajos anteriores como algo que era lo que les tocaba en su momento, hace siete años.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH