viernes, 18 de octubre de 2019

Los vecinos de Sitges, contra la permisividad del Ayuntamiento con los locales de ocio nocturno

|

Sitges ruido vecinos

Imagen captada por los vecinos que evidencia la situación de las calles de Sitges.


Sitges es uno de los puntos más atractivos de la costa de Barcelona a nivel turístico. Y obviamente, un referente del ocio nocturno. Pero, como viene sucediendo en los últimos tiempos, la escasa calidad del turismo o el descuido por parte de algunos responsables políticos, han convertido la convivencia vecinal algo difícil.


Una plataforma vecinal de las calles Bonaire y Joan Tarrida, en el corazón del municipio barcelonés, llevan más de diez años alertando a los responsables del ayuntamiento de Sitges de las molestias causadas tanto por los locales como por sus clientes.


"Diez años de quejas y dos de denuncias formales, medidas y estudios que evidencian el incumplimiento en materia de ruidos y protección contra incendios han llevado a los vecinos a una situación insostenible", aseguran en su escrito al consistorio.


Pero las soluciones no llegan, sólo los ruidos y la afluencia de público en unas calles que se caracterizan por sus pequeñas dimensiones. Y es que pese a disponer de diez informes negativos en un año por parte de los servicios técnicos de Sitges, hasta el momento no se ha presentado ni propuesto ninguna medida.


Los vecinos aseguran que incluso la policía local "ya no acude a las llamadas por molestias" relacionadas con el ruido, conscientes de que sus actuaciones durante los últimos diez años "no han tenido ninguna repercusión". 


Igual que parecen ignorar a los vecinos y a los policias locales, el consistorio también hace oídos sordos al defensor del pueblo, quien ha denunciado en más de una ocasión que Sitges es uno de los municipios donde se registran más quejas por molestias de ruido de toda Catalunya.


Pero los ruidos persisten y la plataforma vecinal ha enviado un escrito con todas estas quejas, reclamaciones y peticiones al alcalde de Sitges. Y ante las posibles elcturas erroneas, desde la plataforma vecinal se insiste en que, "ni el turismo, ni el colectivo LGBTI tienen ninguna culpa" de lo que se está sufriendo. 


En palabras de su portavoz, Sergi Simón: “es un tema de permisividad e inactividad del Ayuntamiento" con una serie de locales que desde hace años incumplen de forma reiterada la normativa en materia de ruidos y protección contra incendios. De hecho, sospechan que el poder de los propietarios de estos locales son casi siempre los mismos y el "poder que acumulan", parece dificultar la acción del consistorio.


Además subrayan que el incumplimiento acaba poniendo en peligro ya no solo a los vecinos sino incluso a los propios clientes de los locales que se encuentran en estas calles. 


2 Comentarios

1

Cuantos sobres? El nuevo Marbella.......

escrito por GP 19/ago/17    17:08
2

Hasta cuando se va seguir degradando la imagen del Sitges de antaño? Basta ya

escrito por Miguel Angel 17/ago/17    15:10

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH