La CUP presiona al Govern para acusar a CDC en el caso Palau

|

CUPCASPALAU


El socio necesario de Junts pel Sí para llevar adelante el referéndum catalán se ha vuelto a revelar. La CUP ha anunciado que registrará una propuesta de resolución en el Parlament para instar al Govern a acusar a CDC en el caso Palau, para lo que ha exigido a la presidenta Carme Forcadell que convoque a la Mesa de la Cámara y a la Junta de Portavoces para modificar el orden del día de pleno y poder incorporar la votación a primera hora del miércoles.


"No hay mayoría que avale la vergüenza de papel de la Generalitat amparando la corrupción de CDC. Ni el Govern ni JxSí tienen mayoría para ello", ha denunciado el diputado 'cupaire' Benet Salellas en una rueda de prensa.


La CUP ha tomado la decisión de pedir la reunión de urgencia del órgano director de la cámara "después de la posición unánime expresada por el Govern" sobre no formular acusación contra CDC en el caso Palau, pese a que el expresidente de la entidad cultural Fèlix Millet y su mano derecha, Jordi Montull, confesaron que el partido cobró comisiones ilegales a través de la institución.


"Sabíamos que ERC decía que tenía una posición muy beligerante contra esto y una vez más ha ganado la vergüenza de quien encubre la corrupción de CDC, PDeCAT, de la 'omertá' o de la madre superiora", ha dicho en referencia a la mujer del expresidente del Govern Jordi Pujol, Marta Ferrusola.


Los 'cuipaires' recuerdan que el Parlament aprobó su moción 'República Catalana. Corrupción cero' en la que instaban a la Generalitat a presentarse en los casos de corrupción, por lo que la decisión del Govern supone "un incumplimiento" de ese acuerdo.


COMPROMISO ADQUIRIDO


La CUP está ahora a la espera de que la presidenta del Parlament convoque a la Junta y a la Mesa y que ésta acepte admitir a trámite la modificación del orden del día para incluir el punto en el pleno y que se pueda votar.


El órgano tiene mayoría de JxSí con cuatro de siete miembros, entre ellos, la presidenta de la cámara: "Votamos a esta mesa y una presidenta que es Carme Forcadell, que es una independiente y tiene un compromiso con la lucha contra la corrupción. Tiene que avalar la propuesta".


Para Salellas, "nadie entendería que se impidiera el debate y la votación" de su propuesta de resolución, cuando JxSí argumenta que eso es lo que se está impidiendo hacer en el Parlament desde las instituciones del Estado con otras resoluciones que abordan cuestiones como el referéndum unilateral.


EL BLOQUEO DE JxSÍ Y PP


El consorcio del Palau tomó la decisión de no acusar a CDC con los tres votos de la Generalitat y pese a los dos votos del Ayuntamiento de Barcelona --que está a favor de personarse en la causa contra el partido-- y porque el Ministerio de Cultura, que tiene otros dos votos, se ausentó de la reunión.


Preguntado por si, en caso de que su propuesta de resolución se debata y se vote en el Parlament, se rechace con los votos de JxSí y los populares, ha asumido "que existe a menudo una mayoría a modo de búnker entre JxSí y el PP", pero ha dicho esperar que haya diputados de la coalición que forman PDeCAT y ERC que la respalden.


La celeridad que la CUP quiere imprimir a la aprobación de su propuesta de resolución responde a que el miércoles finaliza el plazo para la presentación de las conclusiones de las partes --donde presentan sus acusaciones--, que los 'cupaires' quieren posponer y que entienden que ni acusación popular ni Fiscalía pondrán pegas porque están a favor de acusar a CDC.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH