Una mujer fue encerrada durante 25 años en su garaje porque a su madre no le gustaba su novio

|

Una mujer trágica estuvo encerrada en el ático de su madre durante 25 años después de que su vida sexual avergonzara a su familia. Blanche Monnier habría muerto en una habitación sin ventanas como lo había planeado su propia madre si no hubiera sido por un aviso anónimo.


Es uno de los casos de encarcelamiento forzoso más horribles en la historia de la humanidad, y todavía tiene el poder de espantar y disgustar, más de un siglo después de haber sucedido. 


1 woman

Captura de pantalla de Youtube @ep


En 1876, cuando Blanche de Vienne, de Francia, tenía 25 años, conoció a un hombre con el que quería casarse, pero no cumplió con las altas expectativas de su madre, Madame Monnier. Su madre era viuda, por lo que confiaba en que su hermosa hija se casara con dinero para mantener a la familia viviendo con el alto nivel al que estaban acostumbrados.


The Daily Star informa Blanche Monnier dejó claro siempre a su madre que no se casaría con ninguno de sus pretendientes 'seleccionados' y que siempre elegiría el amor sobre el dinero ... pero luego simplemente desapareció y no se volvió a saber de ella. 


Madame Monnier y su hijo Marcel encerraron a Blanche en una habitación de arriba, poniendo clavos en las ventanas y encadenándola a una cama. Les dijeron a los vecinos que escucharon sus gritos que se había vuelto loca, lo cual fue suficiente para que sus protestas y sollozos no levantaran sospechas.


Fingían que ella había muerto y habían pasado por un proceso de duelo público, y simplemente seguían con sus vidas como si ella nunca hubiera existido.


Pero ella existía, y estaba pudriéndose lentamente hasta morir en una habitación cerrada con candado en el piso de arriba. Blanche permaneció encadenada a una cama en esa habitación hasta que cumplió cincuenta años.


Se vio obligada a defecar donde dormía, alimentada solo con las sobras que un sirviente arrojaba a su sucia cama y totalmente ignorada. Su peso se desplomó a solo 24 kilos. 


Abandonada en la oscuridad durante todo ese tiempo, desnutrida y sola, aparte de las ratas e insectos que venían a darse un festín con los detritus supurantes, la propia Blanche lentamente se volvió loca y perdió la capacidad de hablar con oraciones completas.


Pero el 23 de mayo de 1901, la oficina del fiscal general de París recibió una misteriosa carta que, según el Daily Star , decía: "Monsieur Fiscal General, tengo el honor de informarle de un hecho excepcionalmente grave. Me refiero a una solterona que está encerrada en la casa de Madame Monnier, medio muerta de hambre, y que vive en una basura putrefacta durante los últimos 25 años, en una palabra, en su propia inmundicia".


La policía tenía dudas, los Monnier eran una familia aristocrática respetada, pero de todos modos fueron a investigar, y gracias a Dios que lo hicieron. Encontraron una puerta cerrada con candado, la abrieron e inmediatamente fueron golpeados por el hedor de la habitación cerrada sin ventilación.


Según los informes, un testigo dijo: "Inmediatamente dimos la orden de abrir la ventana abatible. Esto se hizo con gran dificultad, ya que las viejas cortinas de color oscuro se cayeron en una fuerte lluvia de polvo. Tan pronto como la luz entró en la habitación, notamos, en la parte de atrás, acostada en una cama, con la cabeza y el cuerpo cubiertos por una manta repulsivamente sucia, una mujer identificada como Mademoiselle Blanche Monnier", relata. 


“La infortunada yacía completamente desnuda sobre un colchón de paja podrida. A su alrededor se formaba una especie de costra hecha de excrementos, fragmentos de carne, verduras, pescado y pan podrido", explican los testigos. 


Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH