Una exposición de vulvas que rompe tabúes en Chile

Pere Sánchez Iglesias

Vulva
Vulva la flor de mi vida | EFE

 

La artista Melisa Vargas decidió hace dos años empezar con el proyecto «Vulva, la flor de mi vida» que la ha llevado a fotografiar los genitales de 25 mujeres, con edades comprendidas entre los 24 y 48 años.Vargas, quien estudió cine y fotografía, contactó con las voluntarias a través de sus redes sociales y las invitó a llevar a la sesión fotográfica un objeto con el que identificaran a sus genitales, entre los que se pueden ver flores, libros y velas.

 

Tras conversar con cada una y retratar su vulva de distintas formas, la fotógrafa imprimió las imágenes en una tela en blanco y negro y las devolvió a las participantes para que ellas mismas las «intervinieran» y decidieran cómo presentarlas.

 

En la exposición se pueden observar las imágenes coloreadas con pinturas, bordadas con hilos o con telas pegadas. Todas las fotografías están colocadas en forma triangular para simular, a su vez, una gran vulva. El proyecto nació de la voluntad de la artista de descubrir esta parte que sentía tan «escondida» por todo lo que había escuchado acerca del cuerpo de la mujer «en la escuela, la familia, la Iglesia y la calle». La autora también quiere desligar el «dolor» de esta parte del cuerpo relacionada con la menstruación y el parto.

 

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH