martes, 17 de septiembre de 2019

Así es el grandioso planeta Neptuno

José Vicente Díaz


Ya eliminado  Plutón como planeta del Sistema Solar (ahora es un planeta enano o plutoide), el último planeta es Neptuno. Hablaremos un poquito sobre este enorme planeta.


Neptuno es el octavo planeta del Sistema Solar y forma parte de los llamados Planetas Gigantes Gaseosos Helados. Está formado principalmente por Hidrógeno y Helio. Tiene un diámetro de 50.000 km y su volumen es de aproximadamente 57 Tierras.


Su nombre se debe al dios romano de los mares 'Neptuno', también llamado 'Poseidón' en la mitología griega. Es un planeta tan alejado del Sol que la temperatura en su superficie es de -220ºC, y tiene unos vientos enormes de casi 1800 km/h.


Posee un sistema de anillos muy tenues y 13 satélites, siendo el más conocido  Tritón, por sus espectaculares géiseres de nitrógeno en su superficie. También se han registrado impresionantes tormentas en el planeta; de hecho, desde el año 2015 el telescopio espacial Hubble ha seguido una enorme tormenta en el planeta -una gigantetormenta tan grande como nuestro océano atlántico-.


Una enorme tormente en Neptuno

Crédito: NASA, ESA y MH Wong y AI Hsu (UC Berkeley)


Las inmensas tormentas oscuras en Neptuno fueron descubiertas por primera vez a finales de la década de 1980 por la nave espacial  Voyager 2 de la NASA. Desde entonces, solo el telescopio espacial Hubble ha tenido la suficiente nitidez para rastrear estas características curiosas y esquivas del planeta gigante. 


Hubble descubrió dos tormentas oscuras que aparecieron a mediados de la década de 1990 y luego desaparecieron. Esta última tormenta se vio por primera vez en 2015, pero ahora se está reduciendo.


Al igual que la  Gran Mancha Roja de Júpiter, la tormenta se arremolina en una dirección anticiclónica y está extrayendo material de las profundidades de la atmósfera del planeta gigante helado. A diferencia de la gran mancha roja de Júpiter -que ha sido visible durante al menos 200 años- los vórtices oscuros de Neptuno duran solo unos pocos años. Es una buena oportunidad para estudiar el interior de la atmósfera de este enorme planeta.


El VLT (Very Large Telescope)  del ESO ha observado también en el planeta Neptuno, algunos cúmulos de estrellas y otros objetos con un nuevo modo de óptica adaptativa lamado Tomografía láser. Con esta técnica se corrigen los efectos de la turbulencia a diferentes altitudes en la atmósfera, obteniendo unas imágenes extraordinariamente claras del planeta, sobre todo del planeta gigante helado Neptuno; incluso imágenes mejores que las adquiridas por el telescopio espacial Hubble.


Uranus vlt adaptative


Urano sin adaptative sistem

El instrumento MUSE utiliza el módulo de óptica adaptativa GALACSI. Ahora es posible capturar imágenes más nítidas desde el suelo que desde el Telescopio Espacial Hubble de la NASA / ESA a longitudes de onda visibles. Creditos: VLT-ESO


Gustav Holts en su sinfonía de los planetas describe muy bien a este enigmático planeta.



Como veis, es un “gran” y precioso planeta, muy alejado y frío pero todo un dios de los mares interplanetarios.


Aquí puedes saber todavía más sobre el planeta Neptuno.



Artículo original publicado en 'Universo Blog'

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH