Condenan a la Generalitat por no atajar el acoso escolar que sufría un niño de cuatro años

|

Unaappayudaaloscolegiosafrenarelacosoescolar 1 1La Generalitat tendrá que pagar 3.800 euros.


Un juez ha condenado a la Generalitat a indemnizar con 3.800 euros a la familia de un alumno de una escuela de Barcelona por la "pasividad" de la dirección del centro para atajar la situación de acoso escolar que sufrió el menor durante tres cursos, desde los 4 hasta los 6 años.


La sentencia estima parcialmente la demanda que presentaron los padres del menor después de que la Generalitat se negara a indemnizarles por el acoso escolar que el niño sufrió en el centro escolar.


La sentencia condena al Consorcio de Educación de la Generalitat a indemnizar a la familia por su conducta "ineficaz" para impedir el acoso escolar que sufrió el niño durante los cursos de P4, P5 y Primero de Primaria, en la que estudió entre 2013 y 2016.


"INACTIVIDAD-PASIVIDAD"


El magistrado considera que existió "un trasfondo de cierta inactividad-pasividad de la dirección y del centro y/o la inspección educativa", al no haber adoptado "todas las medidas posibles y medios a su alcance para atajar" el acoso escolar que sufría el menor.


Para el juez "lo preocupante e insólito del caso es que no se activara un protocolo de actuación contra un posible acoso escolar a un menor, pese a la insistencia de la madre de éste".


El magistrado descarta el argumento de la Generalitat de que las quejas presentadas por la madre contra el centro educativo persiguieran que el niño fuera cambiado de escuela y reprocha a la dirección que no activara el protocolo contra acoso escolar pese a existir un informe de un pediatra que alertaba de posibles indicios de éste.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH