Los críticos del PDeCAT quieren echar ahora a Pascal

|


Cuminal


Los sectores críticos del PDeCAT se reunieron el viernes en Ullastrell para diseñar su estrategia de cara al próximo congreso de julio en Barcelona. Moment Zero, Generació Llibertat y Llibergència tienen poco que ver  más allá de las ansias de recuperar el poder perdido en el congreso fundacional del PDeCAT en 2016.


Ahora se han unido con el objetivo común de echar a la coordinadora general Marta Pascal y entregar el partido a Carles Puigdemont para que lo diluya en Junts per Catalunya.


Entre los promotores se encuentran nombres como, Jordi Cuminal, ex mano derecha de Artur Mas,  junto al alcalde de La Seu d’Urgell, Albert Batalla  que llegaron a anunciar que abandonaban su escaño y rompían el carnet del PDeCAT en octubre, durante las horas en las que Puigdemont se mostraba dispuesto a convocar elecciones en lugar de declarar la República.


Junto a estos se encuentran también el alcalde de Molins de Rei, Joan Ramon Casals, que sopesa presentar su candidatura a coordinador general frente a Pascal, o los alcaldables en Granollers y Rubí, Alex Sastre y Víctor Puig. Aunque cuentan con un fuerte aparato mediático no tienen un gran apoyo entre las bases.


De no conseguirlo, en su planificación se contempla la creación de un partido nuevo que emularía a la CUP en la radicalidad independentista pero desde posiciones de centroderecha y liberales.


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH