Freixenet vende su negocio en Argentina y sus bodegas fuera de Catalunya a la familia Ferrer

|

Cavas freixenet


La familia Ferrer comprará las bodegas del grupo Freixenet fuera de Catalunya y la filial que tiene en Argentina.


Según ha publicado Expansión este jueves, Pedro Ferrer Noguer, uno de los dos consejeros delegados del grupo, será el comprador de las seis bodegas y pagará 15 millones de euros por esta operación.


Las bodegas que adquirirá la familia Ferrer serán las bodegas Vionta (Rías Baixas), Valdubón (Ribera del Duero), Solar Viejo (Rioja), Morlanda (Priorat), Fra Guerau (Montsant) y la argentina Finca Ferrer.


La operación está prevista que se formalice antes del 31 de julio y se espera que las marcas compradas sigan siendo comercializadas por Freixenet a través de un contrato de servicios con la familia Ferrer.


Esta adquisición llega después de que Henkell, la filial de vinos espumosos del Grupo Oetker, comprará el 50,67% de las acciones de Freixenet.


El presidente de honor de Freixenet y padre de Pedro Ferrer, José Ferrer, suscribió una ampliación de capital con la que elevó su participación en el grupo, con lo que él y su sobrino, Josep Lluís Bonet, pasaron a poseer el 50% de Freixenet mientras que el otro 50% restante lo controla el grupo alemán Henkell.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH