sábado, 29 de febrero de 2020

Exteriores combate las 'fake news' a las puertas del juicio por el 1-O

|

Irene lozano espau00f1a global


La secretaria de Estado de la España Global, Irene Lozano, ha expuesto este martes en Bruselas la situación en Catalunya como "ejemplo" de cómo la una campaña de "desinformación" puede perjudicar la democracia, en un momento en el que también desde Europa se ve con preocupación el riesgo de injerencias políticas durante la campaña electoral de las elecciones al Parlamento europeo del próximo mayo.


"Es uno de los argumentos que sin duda utilizaremos y con lo que hay mucha sensibilidad en Europa por temor a que las 'fake news' afecten al proceso electoral para el Parlamento europeo", ha declarado Lozano en un encuentro con prensa española en la capital europea, al ser preguntada por el contexto de la crisis catalana.


Aunque no ha querido dar detalles de las herramientas que contempla el Gobierno central para contrarrestar la difusión de noticias falsas ('fake news'), Lozano ha apuntado que actuarán "cuando surjan complicaciones".


"Todas las noticias falsas que se han vivido en España servirán como ejemplo", ha añadido, tras apuntar que la propagación de noticias falsas es uno de los "desafíos" más importantes para la democracia en la actualidad.


La secretaria de Estado ha opinado que en los últimos años "ha faltado construir una narrativa clara" en España en defensa de la "fortaleza" de sus 40 años de democracia y también destacar cómo el carácter europeísta del país puede ayudar a impulsar el proyecto europeo de manera más general.


Lozano ha hecho estas declaraciones al término de un viaje de trabajo de dos días a Bruselas programado para trasladar el mandato que ha recibido para reforzar la reputación de España fuera de sus fronteras.


El miércoles se desplazará a Londres, en donde tiene previsto pronunciar un discurso en la Cámara de los Lores por invitación de la Cámara de Comercio hispanobritánica.


En Bruselas, la secretaria de Estado tuvo el lunes un breve encuentro con el viceprimer ministro belga y responsable de Exteriores, Didier Reynders, con el que mantuvo una charla de unos "15 o 20 minutos" en la que abordaron la amenaza para Europa de las noticias falsas, pero solo trataron "de manera tangencial" la situación de Catalunya, según fuentes oficiales.


Las relaciones entre España y Bélgica se tensaron con la huida del expresidente catalán Carles Puigdemont a este país y el respaldo que obtuvo por parte del partido nacionalista flamenco de la NV-A, que hasta diciembre formaba parte de la coalición del Gobierno federal.


Sin embargo, Lozano ha enfocado este viaje a explicar su proyecto de defensa de la reputación democrática de España al cuerpo diplomático y eurodiputados españoles en Bruselas, así como a las instituciones europeas, a través de sendos encuentros con los portavoces de la Comisión Europea, Margaritis Schinas, y del Parlamento europeo, Jaume Duch.


No ha habido contactos con otros miembros de los Gobiernos federal o regionales belgas, ni con empresas ni medios de este país, según han indicado fuentes de la secretaría de Estado, que precisan que esa labor "política" no le corresponde a Lozano.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH