Twitter alcanza la rentabilidad doce años después de su fundación

|

Twitter 2


Twitter registró unas ganancias netas de 1.205 millones de dólares (1.062 millones de euros) en 2018, logrando así el primer beneficio anual de su historia, frente a las pérdidas de 108 millones de dólares (95,3 millones de euros) del ejercicio anterior, según ha detallado la compañía.


La firma lleva obteniendo beneficios desde el cuarto trimestre de 2017, sin embargo, esta es la primera vez que logra cerrar en 'números negros' un año al completo.


La facturación acumulada entre enero y diciembre se elevó en un 24,5%, hasta situarse en los 3.042 millones de dólares (2.683 millones de euros). De esa cifra, 2.617 millones de dólares (2.308 millones de euros) se correspondieron con los ingresos procedentes de la publicidad, mientras que los 425 millones de dólares (374 millones de euros) restantes procedieron de la venta de datos personales.


Del lado de los gastos, el coste de los ingresos avanzó un 11,9%, hasta 964 millones de dólares (850 millones de dólares), seguido del coste de las ventas y el marketing, que creció un 7,5%, hasta 771 millones de dólares (680 millones de euros). Los gastos de investigación y desarrollo aumentaron un 2%, mientras que los costes generales y administrativos subieron un 5,2%, hasta 298 millones de dólares (262 millones de euros).


"El 2018 fue la prueba de que nuestra estrategia de crecimiento a largo plazo está funcionando", ha asegurado el consejero delegado de Twitter, Jack Dorsey. "Comenzamos este año con la confianza de que seguiremos cumpliendo un sólido rendimiento al centrarnos en hacer que Twitter sea un servicio más sano y conversacional", ha añadido.


De este modo, entre octubre y diciembre, Twitter obtuvo un beneficio neto de 255 millones de dólares (225 millones de euros), casi el triple que en el cuarto trimestre de 2017, tras un incremento de la facturación del 24,2%, hasta los 908 millones de dólares (801 millones de euros).


"En 2019 seremos más proactivos a la hora de reducir los abusos y sus efectos en Twitter con el objetivo de reducir la carga que soportan de las víctimas de acoso y, cuando sea posible, entrar en acción antes de que los abusos sean reportados", ha asegurado la firma en una carta a los accionistas, añadiendo que su prioridad será mejorar la "calidad" del debate público en la red social.


Por otro lado, la firma ha decidido incorporar una nueva métrica: los usuarios monetizables diarios. De esta forma, Twitter dejará de contabilizar a todas aquellas personas que se conecten a la red social desde una plataforma que no sea capaz de servir anuncios. "Nuestro objetivo no es publicar el mayor número de usuarios activos que podamos", ha subrayado la empresa.


Así, la red social cerró 2018 con 126 millones de usuarios monetizables diarios, un 9% más que al cierre del año anterior. De esa cantidad, 27 millones estaban situados en Estados Unidos y 99 millones, en el resto del mundo.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH