sábado, 23 de febrero de 2019

Los trabajadores del Zoo aseguran que la propuesta del ayuntamiento supone un "cierre encubierto"

|

El comité de empresa del Zoo de Barcelona teme que el Ayuntamiento pretenda cerrar el parque y argumenta que el diseño de un nuevo modelo ha sido un "fracaso absoluto", por lo que este mediodía se han concentrado frente a las instalaciones.


Fuentes del comités de empresa han asegurado que la operación del consistorio supone un "cierre encubierto" ya que no garantizará la viabilidad del parque zoológico.


La propuesta municipal para por reducir de forma drástica las especies que acoge el zoológico, pasando de las más de 300 que actualmente habitan las instalaciones a poco más de diez.


Estable dentro de la gravedad el hombre que se lanzó a los leones en el Zoo de Barcelona


Tras cuatro años en el que todos los sectores implicados --ayuntamiento, empleados y animalistas-- han intentado cerrar un documento de consenso sobre el modelo del zoo, los empleados se niegan a tirar por la borda este trabajo, a la vez que no ven voluntad real por parte del consistorio de llegar a un acuerdo.


Fuentes del comité señalan que ha habido reuniones de instituciones, entidades, partidos políticos, mundo académico, animalistas, conservacionistas y trabajadores del Zoo, y que cuando por fin se llegó a un texto consensuado, el Ayuntamiento incluyó una modificación en el plan en la que proponía crear un comité ético y científico para decidir en qué proyectos de conservación participaría el zoo.


Esta nueva dilación ha vuelto a crispar a los trebajadores, que suman una plantilla de 140 empleados fijos más muchos otros eventuales o que pertecen a empresas a las cuales se ha externalizado algunos servicios.


"El zoo de Barcelona tiene muchos novios", aseguran fuentes sindicales, que temen que un proyecto "conservacionista" no permita sostener financieramente el zoológico y este se vea obligado a cerrar, pasando el solar a entrar en el mercado para un futuro uso privado.


LA POSICIÓN DEL AYUNTAMIENTO


Por su parte, el comisionado de Ecología del Ayuntamiento de Barcelona, Frederic Ximeno, ha asegurado que el consistorio sigue trabajando para conseguir el máximo consenso para aprobar el plan estratégico que garantizará el futuro zoológico de la ciudad, y ha negado que se vaya a cerrar.


"Creemos que es posible el compromiso científico y ético", ha asegurado Ximeno en una rueda de prensa este viernes, donde ha apuntado que no pararán hasta encontrar un espacio de encuentro donde se pueda escuchar a todo el mundo.


Preguntado sobre por qué se canceló la reunión con el patronato del Zoo el pasado miércoles, Ximeno ha asegurado que era necesario trabajar más algunos puntos para consensuar el espacio donde se haga compatible el nuevo modelo de especies y reproducción, en un modelo de compromiso científico y ético.


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

LO MÁS LEÍDO

logo insolito
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH