Prisión para la madre que ahogó a su hija en la bañera en Girona

|

La madre detenida por presuntamente ahogar en la bañera a su hija de 10 años en Girona ha pasado este jueves sobre las 10 horas a disposición judicial, tras lo cual el Juzgado de Instrucción 1 de Girona, en funciones de guardia, ha decretado prisión provisional, comunicada y sin fianza.


En el auto de prisión, se indica que la causa está abierta por un presunto delito de asesinato, que puede conllevar una pena de prisión de 20 a 25 años.


El día del crimen acudió a recoger a su hija a clases de mecanografía y la llevó a casa, donde le administró 80 comprimidos de medicamento Lormetazepam disueltos en un vaso con agua, una medicación que tomaba ella misma por prescripción médica, detalla la juez en su auto.


Pese a que la niña no quería tomar la medicación, la madre la convenció asegurando que le iría bien para mejorar su dolor de anginas y, tras beberse la medicación, "entró en un estado de somnolencia hasta quedarse dormida en el sofá".


La madre aprovechó para llenar la bañera y sumergir a su hija vestida durante unos diez minutos, lo que le provocó la muerte, prosigue el auto judicial.


Entre otros indicios, los investigadores han recogido un vaso medidor con restos de sustancia líquida blanquinosa donde la mujer había mezclado pastillas con agua, cuatro cajas con su blister de Lormetazepam con capacidad para 80 pastillas vacío y la receta del medicamento.


Los Mossos la detuvieron la tarde de este lunes por el homicidio de su hija en la bañera del domicilio familiar, en el número 28 de la Ronda Ferran Puig de Girona.


Sobre las 15.05 horas, la mujer llamó al teléfono de emergencias 112 y confesó haber matado a su hija, y también avisó antes por Messenger al periodista del 'Diari de Girona' Albert Soler.


Vehculomossosimagen 1 1


Varias patrullas y dos ambulancias del Sistema d'Emergències Mèdiques (Sem) se desplazaron al lugar y localizaron a la menor en estado crítico, y se le practicaron maniobras de reanimación cardiopulmonar, aunque finalmente murió en el Hospital Josep Trueta de Girona.


Ese día, la magistrada del Juzgado de Instrucción 1 de Girona, en funciones de guardia, recibió la comunicación y se desplazó hasta el domicilio con el resto de los integrantes de la comisión judicial (fiscal, forense, letrada de la administración) y se hizo la reconstrucción del crimen con la detenida.


La madre, que estaba separada del padre de la menor, quedó bajo custodia policial hasta este jueves y, según informó el TSJC, no constan antecedentes de violencia en la unidad familiar.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH