Curtida en pandemias: Una italiana de 104 años sobrevive al coronavirus y a la gripe española

|

La italiana Ada Zanusso se ha convertido en la persona más longeva del planeta que, con 104 años, ha superado el nuevo coronavirus Covid-19 y que se recuperó también hace cien años de la llamada ‘gripe española’. Ha sobrevivido a dos guerras mundiales y a dos pandemias. Todo un currículum y un ejemplo de supervivencia.


Hace un siglo, la mal llamada gripe española mató entre 1918 y 1920 a más de 50 millones de personas de todo el mundo. Si bien los historiadores no se ponen de acuerdo en el número exacto de muertos, todos coinciden en que fue devastadora.


Emergency hospital during Influenza epidemic, Camp Funston, Kansas


¿Qué se aprendió de aquella pandemia? Por ejemplo, que no había que ir a rezar a la Iglesia para pedir a Dios el final de la tragedia. Cien años después, los estamentos políticos y religiosos han coincidido en que para evitar la propagación del coronavirus hay que evitar el contacto físico, por lo que no hay que permitir grandes aglomeraciones de personas.


Ni entonces ni ahora los sanitarios disponían de suficientes medios, conocimientos y medicinas para poner fin a la enfermedad, que mató a jóvenes, adultos, ancianos y animales.


Aquella gripe cambió patrones porque atacaba a adultos sanos y fuertes, algo que conocieron muchos de los soldados en el frente de batalla de la guerra de trincheras. Se trata de una de las primeras pandemias de la historia de la que se tienen documentos escritos y fotografías.


¿Por qué se llamó gripe española si una gran mayoría de historiadores aseguran que se originó en Estados Unidos? Recordemos las fechas de la Gran Guerra, de 1914 a 1918. Bastante desmoralizada estaba la población como para seguir asustándola, pensaron algunos gobiernos que decidieron esconder que buena parte de sus soldados estaban muriendo, no por fuego enemigo, sino por un virus del que no encontraban cura. Se trataba de no desmoralizar a las tropas y de no mostrarse débil ante el adversario.


De nuevo, la historia es caprichosa y la forma de contar a las víctimas mortales según si se trata de un Gobierno u otro, difiere. Fueron los periódicos españoles los primeros en informar de que había una enfermedad que estaba matando a la población, sin distinción de género, clase o edad.


Police l restored


Algunos investigadores afirman que en realidad esta gripe empezó en Francia en 1916, otros que se inició en China en 1917 y una gran mayoría de estudiosos creen que los primeros casos documentados están en la base militar de Fort Riley en Estados Unidos en marzo de 1918.


Al ser España el país que al principio se hizo más eco mediático del desastre de las bajas civiles debido a esta nueva gripe, la pandemia acabó conociéndose como la gripe española. Sin participar en la Primera Guerra Mundial, fue uno de los países más afectados, con 8 millones de personas infectadas y 300.000 fallecidas.


Chowell2014 1918 influenza excess mortality in Spain map



ADA ZANUSSO


Cifras aparte, y aunque haya pasado un siglo entre una pandemia y la otra, Ada Zanusso personifica la imagen de una vencedora nata. Nacida en Treviso, en la provincia italiana del Véneto, ha sido dada de alta del coronavirus.


Tras casarse y tener a sus dos primeros hijos, se trasladó con su familia al Piamonte en 1947 y, en la actualidad, reside por decisión propia en un centro de personas mayores en la provincia de Biella. Fue allí donde empezó a encontrarse mal a principios de marzo, cuando empezó a tener fiebre y vómitos.


Ada Zanusso Twitter


El día 17 le realizaron el test y la prueba dio positivo. Después de dos semanas de tratamiento, ha sobrevivido al Covid-19. Cuenta uno de sus hijos en medios italianos que incluso ha vuelto a leer y a rezar el rosario. No han corrido la misma suerte algunos de sus compañeros de la residencia, ya que cerca de una veintena no ha superado el virus.


Según su médico, la enfermedad no le ha restado lucidez y está ansiosa por volver a abrazar a sus seres queridos, con los que ha tenido la oportunidad de hablar mediante videollamada.


Sin proponérselo, Ada Zanusso se ha convertido en la memoria viviente de la gripe española, la Primera y la Segunda Guerra Mundial y el actual coronavirus. 

relacionada Empar Fernández: "1918 tenía tanta novela dentro que había que hacerla"
relacionada Una mujer de 103 años supera el coronavirus

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

LO MÁS LEÍDO

logo insolito
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH