El mercado laboral se prepara para un otoño caliente en el que se esperan miles de despidos

|

El fin de las normas puestas en marcha por el Gobierno para salvaguardar el empleo de aquellos trabajadores que hubieren sufrido un ERTE como consecuencia de la pandemia hace prever que en los próximos mese se va a producir una oleada de despidos.


Rejas en las puertas de una Oficina de Empleo


Son muchas las empresas que tras activar un ERTE en las primeras semanas de la pandemia verán cumplir en los meses de octubre y noviembre los seis meses de salvaguarda de los puestos de trabajo durante los cuales estaba prohibido hacer despidos a riesgo de tener que devolver las cuotas de las que la ley les exoneraba a cambio de cumplir determinadas cláusulas.


También hay que tener en cuenta que a partir del 30 de septiembre desaparece la norma que se aprobó según la cual cualquier despìdo por causas económicas durante la pandemia se consideraría improcedente o nulo.


Esto significa que las medidas extraordinarias puestas en marcha por el Ejecutivo de Pedro Sánchez para evitar un aumento desmesurado del número de parados durante los primeros meses de la pandemia llegan a su fin. Y que ahora serán muchas las empresa que, al no haber visto mejorada sensiblemente su situación, van a proceder al despido de muchos de sus trabajadores.


Aunque las normas aprobadas por el Gobierno al inicio de la pandemia tienen algunas lagunas, la mayoría de los expertos consideran que será a partir de los primeros días de octubre cuando se empezará a notar un aumento de los trabajadores inscritos en las oficinas de empleo. Las empresas han comenzado a consultar con los abogados laboralistas para saber qué pasos deben dar para evitar las sanciones y desde cuándo se puede empezar a despedir cumpliendo las cláusulas establecidas por el Ejecutivo para estos casos.


La mayoría de los analistas consideran que, aunque en los reales decretos aprobados por el Gobierno no se establece con claridad una fecha, los seis meses en los que no se puede despedir a un trabajador empiezan a contar desde que un trabajador afectado por un ERTE se reincorpora a la empresa


El redactado de la disposición adicional sexta del real decreto-ley 8/2020 que rige esta aspecto dice: "Las medidas extraordinarias en el ámbito laboral previstas en el artículo 22 del presente real decreto-ley estarán sujetas al compromiso de la empresa de mantener el empleo durante el plazo de seis meses desde la fecha de reanudación de la actividad, entendiendo por tal la reincorporación al trabajo efectivo de personas afectadas por el expediente, aun cuando esta sea parcial o solo afecte a parte de la plantilla".

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

LO MÁS LEÍDO

logo insolito
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH