miércoles, 3 de marzo de 2021

Nuevas contradicciones en la Generalitat ahora a cuenta de un posible confinamiento domiciliario

|

El vicepresidente de la Generalitat, Pere Aragonès, ha asegurado este viernes que la Generalitat no tiene sobre la mesa un confinamiento domiciliario para hacer frente a la pandemia del coronavirus. Por su parte, la consellera de la Presidencia y portavoz del Ejecutivo, Meritxell Budó, opina que a corto plazo el Gobierno tendrá que decretar un nuevo confinamiento.


Aragonès ha remarcado que un confinamiento domiciliario lo debe decidir el Gobierno central para que "tenga fuerza legal" y ha afirmado que el Govern ha tomado todas las medidas que podía tomar. Asimismo, ha argumentado que no se ha propuesto un confinamiento porque "implica unas compensaciones y unos efectos que se deben poder afrontar también", y ha acusado al Gobierno de Pedro Sánchez de no dar todos los recursos necesarios para ayudar a los sectores afectados.


El vicepresidente de la Generalitat, Pere Aragonès, en la diputación permanente del Parlament

El vicepresidente de la Generalitat, Pere Aragonès.


La consellera de la Presidencia y portavoz del Gobierno catalán, Meritxell Budó, ha asegurado por su parte que a corto plazo el Gobierno tendrá que decretar un nuevo confinamiento domiciliario ante los datos de algunas comunidades: "No sé a qué espera el gobierno español para aplicar algún tipo de confinamiento" ha subrayado.


"Miramos el mapa de cómo está el Estado español, y estamos muy preocupados porque a corto plazo yo pienso que sí, que el Estado tendrá que decretar algún nuevo confinamiento domiciliario, no sé si será general o por territorios", ha remarcado Budó este viernes.


La consellera de Presidencia y portavoz del Govern, Meritxell Budó, a su llegada a la Diputación Permanente del Parlament, en Barcelona, Catalunya, (España), a 13 de enero de 2021.


La consellera de la Presidencia y portavoz del Gobierno catalán, Meritxell Budó,


La consellera ha alertado  que este "descontrol" de la pandemia podría llegar a Catalunya en unas semanas, y que por tanto está en manos del Gobierno aplicar un confinamiento domiciliario porque las comunidades autónomas no tienen herramientas para poderlo decretar, en sus palabras.


La portavoz ha puesto en valor que las restricciones vigentes en Catalunya están siendo "efectivas" para reducir la interacción social, y ha vuelto a llamar a la responsabilidad de la ciudadanía para que las cumplan.



Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH