Con la iglesia ... La Sede, Andorra y Lleida

|

El Santo Hospital de la Seu de Urgell ya no será santo en un sentido estricto. El Obispado ha anunciado su retirada del patronato, para que el centro ha decidido crear un servicio de aborto. El Obispo y Copríncipe de Andorra, como su predecesor y "padre" de la vigente constitución andorrana han anunciado reiteradamente que si la legislación del Princcipat pirenaico incluye una despenalización de la interrupción voluntaria del embarazo, cualquiera que sea el alcance, deberá renunciar al cargo de Jefe de Estado.


Screenshot 83

Santo Hospital de la Seu d'Urgell - GOOGLE MAPS


Es evidente que un servicio de aborto a las puertas del país llevaría una mayor facilidad a las decenas de mujeres vecinas de Andorra que cada año iban (y seguramente siguen yendo) a Barcelona para librarse de una maternidad indeseada. Antes se publicaba la cantidad de estos casos, facilitada por Salud de la Generalitat y por ello podemos decir que eran decenas, aunque últimamente se ha dejado de hacer público el dato.


Esta noticia coincide los medios andorranos con la que indica que Francia ha pedido oficialmente la despenalización de estos actos médicos. Se trata, al fin, de una reivindicación de la sociedad andorrana, no sólo de la población femenina, que los políticos, muy mayoritariamente, se resisten a adoptar para no trastornar los fundamentos de un sistema que ha garantizado la independencia soberana del Principado durante más de ocho siglos. Quizás la solución llegaría con la sustitución del paraguas del Vaticano por el de la Unión Europea, cuando culmine la negociación iniciada del tratado de asociación andorrano con la UE.


Ante las más que probables consecuencias del fin del Coprincipado, el gobierno nacional aplica y amplía varias medidas indirectas de ayuda a las mujeres que se ven abocadas al aborto, como ampliación de la subvención de la Seguridad Social en el resto de actos médicos -necesariamente en el extranjero- relacionados o, más recientemente, cuando se ha aprobado la distribución gratuita en las farmacias de la "píldora del día después"


Se reduce así el problema a la práctica de una "doble moral": no hay despenalización, pero tampoco persecución del "delito", reducido en casos inevitables a condenas mínimas en el Código vigente, especialmente a las mujeres afectadas por la intervención si fuera en territorio nacional.


Paralelamente al cambio de "status" del Hospital de la Sede llegan más noticias que reinciden en la saca de fondo del museo diocesano de Lleida, en favor del obispado de Barbastro-Huesca.


Fuentes leridanas insisten una y otra vez que la gran mayoría de estos fondos fueron comprados y pagados por el obispo Josep Messeguer lo largo del siglo XIX, con el fin de evitar su destrucción, consecuente a la degradación por falta de cuidado, o en la desaparición, por compra de anticuarios, especuladores con clientes privados, o traslado a otras instituciones como el MNAC de Barcelona, que con el pretexto de la buena conservación mantiene obras del románico de todo el Pirineo, Andorra incluida.


Ni el argumento de la compra ha impedido las sentencias de los tribunales, también civiles, contra el principio cultural de mantener la unidad de las colecciones museísticas, Y la raíz de todo ello es una decisión previa del Vaticano, atendiendo la demanda española.


Fue durante el mandato del Papa polaco, Juan Pablo II, cuando la máxima autoridad eclesial decidió sacar del obispado de Lleida`una parte de las parroquias que durante siglos había conservado como propias: las de la llamada "franja de Ponent" , territorios administrativamente de Aragón, pero el umbral de Cataluña y de habla catalana conservada contra todas las dificultades, como demuestra siempre Josep Anton Duran.


Con aquel pontificado coincide la figura del arzobispo-cardenal de Madrid y primado español Rouco Varela, de conocidas tendencias ultraconservadoras y "patrióticas españolas. En el fondo parecía que el objetivo de la reforma del mapa eclesiástico peninsular era asimilar-lo al político por "provincias", sin pensar, o quizás a conciencia de los "efectos colaterales".


Otros observadores destacan que cerca de Barbastro y de Huesca, en los límites de su obispado, hay Torreciudad, el santuario del Opus Dei y la coincidencia geográfica con los orígenes de San Jose María Escrivá de Balaguer.


Con todo ello, viene a demostrarse la plena vigencia de la reacción del Quijote y el comentario al escudero Sancho a la vista de una iglesia.


Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH