Batet pide a Aragonès que renuncie a la segunda votación de investidura hasta llegar a un acuerdo

|

El presidente de Junts en el Parlament, Albert Batet, ha pedido este viernes al candidato de ERC a la Presidencia de la Generalitat, Pere Aragonès, que renuncie a someterse a la segunda votación de investidura --prevista para el martes-- hasta lograr un acuerdo de legislatura entre ambas fuerzas independentistas.


El president de Junts al Parlament, Albert Batet.


Albert Batet (EP)



"Le proponemos formalmente que renuncie a la segunda votación de investidura hasta que no haya un acuerdo entre los 74 diputados independentistas, como permite el Parlament. No tiene la obligación de someterse a una segunda votación", ha subrayado en su discurso en el pleno de investidura de Aragonès, que este viernes no prosperará porque que Junts ya ha anunciado que abstendrá.


Según Batet, la propuesta de Junts pasa por seguir buscando el acuerdo con ERC y la CUP "para cerrar un acuerdo de legislatura durante los próximos días y semanas".


También ha reivindicado el papel del Consell per la República (CxRep) como órgano para avanzar hacia la independencia, y ha pedido a Aragonès hacer "concesiones en aras de recoser el consenso y recuperar confianzas".


"Esto no va de imposiciones, esto va de ir juntos", ha apuntado, tras defender que todas las victorias logradas por el independentismo tienen el sello del trabajo hecho por este espacio en Europa.


Según Batet, en Europa encuentran ampara judicial y logran reconocimiento internacional, y por ello cree que el CxRep es clave y debe ser "un espacio de dirección colegiada y un órgano decisorio para avanzar en la hoja de ruta hacia la independencia, que puede esquivar la represión española".


El dirigente de Junts hacía referencia al CxRep porque es uno de los escollos que están impidiendo el acuerdo entre ambas fuerzas independentistas: Junts quiere otorgarle más poder y ERC supeditarlo a un espacio amplio del independentismo libre de injerencias partidistas.


En paralelo, Batet considera que la Generalitat debe trabajar para garantizar una buena gobernanza, y en paralelo ha asegurado que están dispuestos a dar una oportunidad a la mesa de diálogo con el Estado, pese a ser "escépticos" de su resultado.


Tras apuntar que no cuestionan que Aragonès sea el 132 presidente de la Generalitat, defiende que el resultado de las elecciones, en el que las fuerzas independentistas lograron superar el 50% de los votos, les brinda "una nueva oportunidad" y que tienen la responsabilidad de entenderse.


"GOVERN DE COALICIÓN, NO DE COLISIÓN"

"Queremos un Govern de coalición, no de colisión", ha destacado Batet, que ha emplazado a estar a la altura de las circunstancias para configurar un Govern fuerte, estable y para una legislatura.


Por ello, ha reclamado recuperar el espíritu de "unidad, lealtad y de confianza mutua" del 1-O, y preguntarse si han aprendido de los errores cometidos en estos últimos tres años.



Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH