El Museu de les Aigües recupera una cascada realizada por Gaudí

|

Cuando parecía que se conocía toda lo obra de Gaudí, el Museu de les Aigües, ubicado en Cornellà de Llobregat, ha recuperado una pieza de los inicios del arquitecto, una cascada de agua de la Casa Vicens.


La fuente es una "pieza excepcional" en palabras de Daniel Giralt-Miracle, historiador y crítico especialista en Gaudí, y responsable del projecte. Se trata de la creación de un joven Gaudía que a los 31 años diseñó esta fuente en forma de cascada para el jardín de la casa de veraneo de la familia Vicens en la Vila de Gràcia.



La fuente en cuestión, de 10 metros de alto por 10 de ancho, se podrá ver en el jardín del Museu de les Aigües pero su emplazamiento natural era en la misma casa de Barcelona. Ubicada a 10 metros de la fachada, la idea de Gaudí era que esa fuente no sólo filtrara la luz solar de la tarde sino que refrescara el hogar de la familia. Función que cumplió perfectamente durante 60 años hasta que el Pla Porcioles, la parcelación del terreno y la situación económica de los herederos de los Vicens llevaron a cabo su derrumbe.


Giralt-Miracle encabezó este proyecto después de que se le acercara la Fundación Agbar para renovar y ampliar la oferta del museo. Fue entonces cuando recuperaron los planos que había realizado Gaudí para la fuente y la han reproducido de manera fidedigna usando los mismos materiales con las que realizó la original.


Cascada Gaudu00ed Museu de les Aigu00fces (5)


Hecha a partir de 27.000 ladrillos y 3.000 azulejos, la cascada tiene un arco parabólico sobre el que hay un paso interior. Arriba de los dos pilares situados en cada extremo, están los depósitos que permiten que el agua brote, recreando los efectos naturales ideados por el arquitecto.


Los ladrillos utilizados se han fabricado artesanalmente, uno a uno, a la manera como se hacía en la época. En cuanto al proceso constructivo, no se ha añadido ningún tipo de refuerzo estructural, más allá de los ladrillos y el mortero originales. También se hizo una maqueta de paraboloides hiperbólicos, una especie de piloto a escala, para buscar soluciones constructivas de la parte más complicada y singular de la fuente.


"LA GUINDA DEL PASTEL"


La directora del Museu de les Aigües, Sonia Hernández, se ha mostrado muy orgullosa de poder presentar esta cascada que ha calificado como "la guinda de un pastel muy grande". Y es que esta fuente forma parte de unas reformas de la oferta museística que pretende ser un nuevo impulso para aumentar las cifras de 45.000 visitantes que recibe al año.


Cascada Gaudu00ed Museu de les Aigu00fces (3)


Hernández ha explicado que la fuente se podrá visitar a partir de Semana Santa, cuando el museo va abrir al público los jardines, donde además de encontrar todo tipo de fuentes, finalmente se encontrarán con esta obra de Gaudí.


Pese a que la fuente se planeó para la Casa Vicens, Hernádez asegura que ahora "está en el sitio donde debía estar si se quería recuperar" ya que desde las instalaciones del Museu de les Aigües se abastece de agua al 50% de la ciudad de Barcelona.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH