La irrupción de la eutanasia en campaña polariza a los partidos políticos

|

Pese a que no se la esperaba, la eutanasia ha irrumpido en el debate nacional. Del mismo modo que con el aborto o la violencia de género, este es un asunto en que las visiones enfrentadas e incluso irreconciliables de los partidos políticos saltan a la palestra con toda su virulencia.


Firmas despenalizar eutanasia


El fallecimiento de María José Carrasco, que murió por intermediación de su marido Ángel, ha reactivado el debate sobre la muerte digna. Mientras que las formaciones de izquierdas respaldan su legalización, la derecha se muestra dividida entre un Ciudadanos abierto a regularizar la eutanasia y un PP y Vox que no contemplan darle carta de naturaleza.


SÁNCHEZ NO DESCARTA UN INDULTO


El presidente del Gobierno y secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, no descartó el pasado jueves en una entrevista en Telecinco indultar al hombre que ayudó a morir a su esposa, María José Carrasco, que padecía esclerosis lateral amiotrófica (ELA) desde hacía 20 años y se encontraba en fase terminal.


En este sentido, Sánchez ha prometido que si obtiene "una mayoría parlamentaria" tras las elecciones generales del próximo 28 de abril el derecho a morir dignamente "será reconocido". "Y no habrá una minoría que lo pueda evitar", ha avisado.


LAS PENAS DE PRISIÓN, ENTRE SEIS Y DIEZ AÑOS


Ángel, el detenido por la muerte de su mujer se enfrenta a penas de entre dos y diez años de cárcel, según recoge el Código Penal, que contempla una rebaja si hay petición expresa de la víctima y si ésta padece una enfermedad grave, un extremo que se produce en el caso de María José Carrasco.


Este miércoles, Ángel suministró a su mujer una sustancia letal que le provocó la muerte. Lo hizo después de que ella expresamente dejara constancia de su petición en dos grabaciones. Tras fallecer, avisó al Summa y a la Policía, que le detuvo en su domicilio.


Posteriormente, Isabel Celaá reiteró en rueda de prensa tras el Consejo de Ministros que la intención del Gobierno de Pedro Sánchez es aprobar la regulación de la eutanasia cuanto antes. "Naturalmente la regulación incluirá lo que todos pensamos que debe incluir, la voluntariedad expresada por la persona y obviamente se entiende como un derecho a una muerte digna", señaló la portavoz, añadiendo que, "con todas cautelas, esto debe aprobarse cuánto antes en la Cámara y aprobarlo".


PODEMOS RESPALDA SU DESPENALIZACIÓN


Podemos ha aprovechado la presentación de su programa electoral para hacer hincapié en su propuesta de regular la eutanasia. En concreto, la formación que lidera Pablo Iglesias se compromete a registrar una ley, "con todas las garantías necesarias", para las personas que deciden poner fin a su vida, así como para los profesionales que las asisten, destacando así la necesidad de que a todo aquel que padezca un sufrimiento irreversible se le reconozca su derecho y libertad "a poner fin" a dicho sufrimiento.


"Ya está bien de convertir en un espectáculo algo que tiene que ver con la dignidad humana y con la humanidad. Es indecente que en este país alguien pueda ser detenido e ir a la cárcel por un acto de humanidad al que creo que todos deberíamos tener derecho", zanjó Iglesias en una entrevista televisiva a raíz del caso de Ángel y María José Carrasco.


LA DERECHA SE MUESTRA DIVIDIDA


Las "tres fuerzas de Colón" han mostrado sus diferencias a la hora de tratar este asunto. El bloque de derechas presenta fisuras entre Ciudadanos, que pese a que no apoyó la propuesta de ley del PSOE --la formación 'naranja' consideraba que antes debía aprobarse una ley de cuidados paliativos--, sí es partidario de abrir este debate y consensuar una ley, y Vox y PP, que se cierran en banda.


El líder de Cs, Albert Rivera, terció en este debate este mismo viernes afirmando que, ante una coyuntura como esa --María José Carrasco ya había expresado su deseo de morir pero no podía suicidarse por sí misma--, no se puede opinar desde fuera y "decir lo que tiene que hacer cada uno".


"En una situación así me gustaría tener una ley de muerte digna y una ley de eutanasia, por si tuviera que ejercer ese derecho", ha indicado. Por ello, ha abogado por dejar de "mirar hacia otro lado" y regular la eutanasia, para no ver a una persona detenida "en una situación tan delicada" o evitar que un médico tenga que "jugarse el tipo por dar morfina a un enfermo".


La respuesta a esta posición llegó ese mismo día por parte del número dos por Madrid, Adolfo Suárez Illana, pidió que no se utilizara de "forma electoralista" el debate sobre la eutanasia. En declaraciones a los periodistas en Melilla dijo que no se atrevería a juzgar el paso dado por esta pareja y añadió, en una clara referencia a su difunto padre, el expresidente Suárez, que "la enfermedad no tiene nada que ver con la dignidad".


"La dignidad es algo que les pertenece a las personas y que es independiente de cómo mueren o como viven, lo hacen ellos y es su forma de ser lo que les da esa dignidad a la persona", concluyó Illana.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH