miércoles, 23 de octubre de 2019

Investigan el intento de 'hackeo' masivo de correos del tribunal y los fiscales del juicio del procés

|

El Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y la Fiscalía General del Estado investigan el intento de 'hackeo' masivo a los correos electrónicos de los siete magistrados de la Sala del Tribunal Supremo que ha juzgado el proceso independentista en Catalunya y de los cuatro fiscales del caso, según han informado este lunes ambos organismos.


Por parte del CGPJ será el Centro de Documentación Judicial (CENDOJ), por ser el responsable del correo corporativo, el que recabe la información oportuna y determine cuál ha sido el alcance de la "brecha de seguridad" en las cuentas de los magistrados del juicio del 'procés'.


Para llevar a cabo todo este proceso de investigación, el CENDOJ colaborará con otros organismos con competencias en materia de seguridad de las tecnologías de la información, según ha explicado el órgano de gobierno de los jueces.


Previa Juicio Procés


En cuanto al Ministerio Público, será la Unidad de Criminalidad Informática la que recabe toda la información necesaria de cara a "determinar el alcance" del 'hackeo' a los correos electrónicos y así "valorar su tipificación penal", en caso de que se haya incurrido en algún delito.


Fue el pasado fin de semana cuando el Centro Nacional de Inteligencia (CNI) alertó no solo al presidente del tribunal del 'procés' Manuel Marchena y de los magistrados Luciano Varela, Andrés Martínez Arrieta, Ana Ferrer, Antonio del Moral, Juan Ramón Berdugo y Andrés Palomo, sino también a los cuatro fiscales del caso: Javier Zaragoza, Consuelo Madrigal, Fidel Cadena y Jaime MorenoEl ataque informático se lo atribuyó Anonymous Catalonia.


Además, en algunos casos el CNI habría detectado acciones para intentar acceder a las cuentas personales de correo electrónico y no sólo a las corporativas, según confirmaron fuentes jurídicas.


La preocupación por la actuación de los piratas informáticos, cuyo origen e intenciones está siendo investigado por los agentes del CNI, estriba en que el ataque se produce en un momento especialmente sensible del procedimiento penal por rebelión, cuando ya ha concluido la vista oral y han comenzado las deliberaciones entre los miembros del tribunal.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH