El exministro Miguel Sebastián cree que el Gobierno debería "tirar la toalla" con el PGE de 2020

|

El exministro socialista Miguel Sebastián ha considerado este martes que el Gobierno central debería "tirar la toalla" en cuanto a la elaboración del Presupuesto General del Estado (PGE) de 2020 y hacer "ya" el del año 2021 para aprobarlo este año.


Sebastián admite ser "bastante radical" en este planteamiento pero lo justifica en que en el año 2020 "hay poco que hacer porque no" se puede "subir ya el IRPF, no se puede subir el impuesto de sociedades" y el cobro de la tasa Google se retrasará "hasta el año que viene y, por tanto, hay un margen de maniobra muy escaso como para hacer un presupuesto en el año 2020 con mucho gasto y cumplir unos objetivos que son muy ambiciosos" como es llegar al 1,8 por ciento de crecimiento de la economía.


En este sentido, entiende que aprobar los PGE de 2021 "darían un horizonte de más largo plazo al problema presupuestario" actual.


Miguel Sebastiu00e1n (febrero 2020)


Durante un desayuno informativo de Cajamar, Sebastián también se pronunció sobre la subida del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) afirmando que le gustan las "reformas radicales pero graduales", por lo que admitió que "no" le ha gustado el incremento "tan repentino".


Añadió que él "quizás" hubiera incrementado el SMI de forma "gradual" aunque reconoció haberle sorprendido que la subida se haya pactado con la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE).


De todos modos, matizó que si se produjera una desaceleración económica, aunque cree que "no", se notaría el "impacto negativo".


PROBLEMAS EN LA ZONA EURO


Por otro lado, Sebastián expuso su visión sobre la economía mundial, europea y española, y sus posibilidades. En este sentido, señaló que la zona euro "tiene un problema porque el mundo está creciendo mucho" pero Europa "está creciendo poco y dentro de la zona euro el peor país es Italia, que lleva 10 años con crecimiento cero de media, pero España tampoco está yendo particularmente bien".


En el caso particular de España, apuntó que tiene "muchos lastres del pasado, fundamentalmente deuda pública y deuda privada, una tasa de desempleo muy alta", a lo que agregó que existe un "problema con el modelo productivo, una baja productividad que hay que cambiar".


Esto, añadió, "es aplicable a todos los sectores y a todas las regiones", de ahí que puntualizó que un nuevo modelo productivo "debería ser común a todos" los gobierno regionales, a los empresarios y al sector financiero.


En relación con ello, expuso que en caso del turismo se debe intentar hacer una apuesta por uno de "más calidad", donde se empleen las nuevas tecnologías para atraer viajeros de calidad y hacer una oferta más personalizada, o en el caso de la agricultura e industria consideró que se deben apostar por la energías renovables, por la movilidad eléctrica.


"Hay muchas cosas que se pueden hacer, que podrían dar crecimiento con respeto al medio ambiente y a la lucha contra el cambio climático. Buscar esa compatibilidad es la clave del éxito empresarial", apostilló.


TASA TURÍSTICA


En cuanto a la búsqueda de un nuevo modelo productivo aplicado en el turismo para llegar a un turista de más calidad y cuestionado si la tasa turística sería una opción para ello, Sebastián apuntó que dichas tasas "están justificadas en las zonas donde hay una presión turística muy excesiva y empieza a haber problemas de recursos", citando a modo de ejemplo ciudades como Barcelona, Granada o San Sebastián, porque la "presión turística es tan alta que acaba siendo un problema" incluso para la convivencia de los ciudadanos.


Por ello, apuntó que "quizás" sería aplicable en algunas zonas de Baleares o de Lanzarote donde hay una "fuerte presión turística" aunque puntualizó que cuando se refiere a apostar por el modelo de calidad "no es necesariamente" la tasa turística, sino buscar desde el sector privado la atracción de un turismo que gaste más. "En lugar de un modelo de más y más turistas, un modelo de más y más ingresos, que haya más ingreso por turista", apuntilló.


Finalmente, en relación a cómo puede afectar el Brexit y la guerra comercial al contexto económico, apuntó que lo segundo "ha debilitado a todo el mundo", ya que en el año 2019 el crecimiento del comercio mundial fue "el peor desde la crisis, desde 2009, y uno de los peores desde la Guerra Mundial, ha debilitado al comercio mundial".


Si bien, expuso que esta semana ha empezado una nueva fase en la guerra entre China y EEUU, que "ojalá se mantenga", ya que China tiene unos compromisos "muy importantes de compra este año con Estados Unidos" aunque apuntó que hay "un problema latente de recrudecimiento de la guerra comercial entre EEUU y Europa, que hay que evitar... Ese es uno de los riesgo y el otro es el coronavirus".


En relación al Brexit, Sebastián entiende que "si al final hay una decisión, que la ha habido, y luego un acuerdo, que lo habrá", el Brexit "no va a tener tanto impacto, prácticamente su impacto financiero ya está descontado y creo que el Brexit no va a tener el impacto negativo que mucha gente ha dicho que iba a tener".

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH