VÍDEO. Nadia Calviño afirma que "el sueldo de los funcionarios ha crecido "muy por encima" del IPC" y los sindicatos lo niegan

|


En los últimos días el Gobierno está barajando descartar congelar las pensiones pero sí  hacerlo con el sueldo de los funcionarios.



La vicepresidenta de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño; se quita la mascarilla antes de comparecer en rueda de prensa posterior al consejo de ministros celebrado en Moncloa





Calviño se ha referido así a la congelación del sueldo  y defiende que no supondrá un perjuicio económico después de que en los últimos años aumentase el poder adquisitivo de funcionarios y pensionistas con una inflación que será del 0%.


A finales de enero de este 2020 el gobierno de Pedro Sánchez, aprobó una subida del 2% de los salarios de los más de 2,5 millones de funcionarios que hay en España, sin embargo estudian no incluirla en las cuentas públicas de 2021 con el objetivo de ahorrar 3.264 millones de euros.


La posible congelación del sueldo de los empleados públicos se decidirá en las próximas semanas, ya que el Ejecutivo tiene que presentar el proyecto de los Presupuestos Generales del Estado antes del 30 de septiembre y ha probocado declaraciones contradictorias  entre los ministros del  ejecutivo de coalición. 


Mientras la vicepresident ecónomica, Nadia Calviño y la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, se decantan por "estudiar" la medida, la vicepresidenta Carmen Calvo y el ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá, aseguran desconocer que exista un debate  al respecto.


Los funcionarios encadenan tres años de mejoras salariales : una subida del 6,25% desde el 2018: 1,75% en el 2018 y 2,5% en 2019, incluyendo un 0,25% variable en 2018 y 2019.


TODO DEPENDE DE LO QUE SE INCORPORE A LOS PGE


Calviño ha admitido en una entrevista a la COPE  "estamos montando la arquitectura de los Presupuestos y las decisiones se tomarán teniendo en cuenta una multiplicidad de factores".


La vicepresidenta ha elogiado la labor de profesores, médicos, políticos, Ejército y todos los funcionarios en la Administración en la gestión de las medidas extraordinarias por la pandemia del coronavirus y su esfuerzo "muy importante", por lo que también ha apuntando que cree que "tiene que haber un reconocimiento general a su labor".


Sin embargo, sobre la variación o congelación de su sueldo, ha dicho que hay que tener en cuenta que en los últimos años ha habido "ganancias de poder adquisitivo" de este colectivo y de los pensionistas, algo "importante y positivo" porque "se han recuperado las pérdidas que ha habido durante la crisis", ha afirmado.


LOS SINDICATOS PIDEN QUE HAYA UNA NEGOCIACIÓN PREVIA


Desde los sindicatos exigen al Gobierno que cumpla con el diálogo social y lleve a la mesa de negociación este tema, para ser abordado con los representantes de los trabajadores públicos. 


Mediante un comunicado desde el CSIF ha rezachazo la congelación salarial y reclaman un acuerdo de mejora de condiciones laborales de los empleados/as públicos. En este sentido afirman que "los empleados públicos, las personas que han garantizado la apertura de las escuelas, que nos atienden en los centros de salud y hospitales, que con tantas dificultades atienden prestaciones como los ERTE o el Ingreso Mínimo Vital, no merecen una medida unilateral de este tipo, ni que se les trate con globos sonda. Exigimos la apertura de la negociación sindical de inmediato".


Para el CSIF " los empleados públicos arrastran una pérdida del poder adquisitivo de entre el 12,9 y el 17,9 por ciento desde 2010, por lo que reivindicaremos un acuerdo de legislatura que contemple una recuperación progresiva de la estructura salarial previa a 2010, que equipare las retribuciones entre administraciones y un Plan de recursos humanos para reforzar las plantillas donde sea necesario. Entendiendo las dificultades que atraviesa la economía, es preciso avanzar en aspectos como la carrera profesional, el establecimiento de las 35 horas y de manera urgente en una regulación del teletrabajo y la solución al problema de la temporalidad".





Por su parte desde CCOO reclaman que la Función Pública se siente a negociar ya la retribución para el 2021, para la que pretenden seguir recuperando el poder adquisitivo perdido a lo largo de esta legislatura. 


En CCOO también insisten en que hay que abordar muchas otras cuestiones más allá del tema salarial. "Como el empleo en las Administraciones Públicas, que en esta crisis ha quedado en evidencia la falta de personal en Sanidad y en Educación, que nadie puede negar, pero también en lugares como el Servicio Público de Empleo (SEPE), que está absolutamente colapsado", recuerda Francisco García.


CCOO "no entiende un diálogo social que se hace a golpe de titular de prensa"


Y añaden  "rechazamos la escasa voluntad de diálogo que manifiesta el equipo gubernamental de Función Pública, más preocupado por gestiones de malabarismos institucionales que por garantizar y asentar las condiciones de vida y trabajo de más de 3 millones de trabajadoras y trabajadores públicos".



Ccoofuncionpublica





Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH