viernes, 23 de octubre de 2020

Un tercio de la población española serán jubilados en 2050 y el gasto del Estado en pensiones se triplicará

|

El número de pensionistas que vivirán en España dentro de 30 años será muy superior al actual. De hecho, las proyecciones apuntan a que en el año 2050 los pensionistas representarán una tercera parte de la población total del país, lo que puede suponer un serio quebranto para las cuenta públicas.


Jubilados, en una imagen de archivo.



Además, este significativo aumento del número de pensiones conlleva de forma paralela el aumento medio de las pensiones. Si en la actualidad la pensión media en España es de 992 euros al mes., dentro de 30 años será de1.954 euros mensuales. Las causas de este aumento hay que buscarlas tanto en los efectos de la inflación como en el hecho de que muchos de los pensiones que de ahora en adelante se vayan incorporando al sistema lo harán con el derecho a percibir una pensión más elevada ya que su aportación al sistema también ha sido más elevada gracias al aumento de los salarios en las últimas décadas.


Todo ello provocará, según una información publicada por Voz Populi, que el gasto en el pago de las pensiones será muy superior al actual. De hecho, hoy en día la administración pública destina un 10,9 % del PIB al pago de las pensiones, porcentaje que, según la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef),  subirá hasta el 14,2 % dentro de treinta años.


Eso teniendo en cuenta que este porcentaje se calcula en base a las previsiones futuras, que apuntan a que el PIB en ese mismo periodo será más del doble del actual, pasando de 1,245 billones de euros a 3,168 billones de euros. Pero el gasto en pensiones pasará de los 130.000 millones de euros anuales actuales a unos 450.000 millones de euros.


El problema que se presenta para las arcas del Estado es que no está previsto que los ingresos de la Seguridad Social aumenten en la misma proporción que lo hará el gasto en pensiones. Esto obligará al sistema a endeudarse, por lo que deberá acudir a las ayuda del estado para cumplir con sus obligaciones.  Una deuda que, según las previsiones, no dejará de aumentar año a año, pasando de un 8,8 % en 2030, a un 27,8 % en 2040 y un 56,3 % en 2050, lo que colocará a España en una situación límite ya que las recomendaciones de la UE aconsejan no superar una deuda pública superior al 60 %.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

LO MÁS LEÍDO

logo insolito
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH