Detenidos dos presuntos yihadistas en el centro de Barcelona y en Canovelles

|

Yihadismo


La Policía Nacional ha detenido a un presunto miembro de una célula yihadista desarticulada este miércoles en el número 15 de la calle Villarroel de Barcelona ante fuertes medidas de seguridad, y ante una gran expectación de decenas de vecinos.


Los agentes han cortado la calle Villarroel, esquina con Sepúlveda, para proceder a la detención del hombre, que ha salido a las 9.18 horas de este miércoles del piso custodiado por los agentes entre fuertes medidas de seguridad, con la cabeza cubierta por una sudadera con capucha y sin mediar palabra.


Los investigadores se han incautado de varias cajas de documentación y dispositivos informáticos, y en el piso donde se ha realizado la operación al menos ha quedado otro hombre dentro, que en algún momento se ha asomado al balcón pero no ha querido hacer declaraciones.


Un vecino de un piso contiguo, un estudiante indio que lleva tres semanas viviendo en este inmueble, ha explicado a Europa Press que el hombre es un padre de una familia con dos niños pequeños, y que en el momento de la detención había dos hombres en el piso.


Según ha detallado, ha escuchado a la policía a primera hora y al abrir la puerta le ha dicho que se quedaran dentro de su piso y no abrieron, y ha considerado que los hechos han sido "increíbles".


CANOVELLES 


Dentro de la operación contra una célula yihadista desarrollada este miércoles ha sido detenido otro hombre en Canovelles (Barcelona), además de haberse realizado otros arrestos en Melilla, Bélgica y Alemania, y se trataba de un grupo que, según el Ministerio del Interior, "representaba una amenaza grave, concreta y continuada para la seguridad en Europa".


La célula seguía "los dictados de la organización terrorista" autodenominada Estado Islámico, tenía como objetivo incitar a cometer atentados terroristas; poner en práctica la táctica de guerra conocida como terror informativo; localizar y seleccionar elementos radicales para proceder a su adecuado adoctrinamiento y captación como colaboradores.


Además, proporcionaba los contactos necesarios a los captados como futuros combatientes del Daesh que les facilitarían el traslado a los territorios controlados por la organización terrorista y servir como aparato de propaganda y divulgación masiva del grupo.


La operación, que se ha llevado a cabo de forma conjunta entre agentes de la Policía Nacional, las Brigadas Provinciales de Barcelona y Melilla, la Oficina de Investigación Criminal (BKA) de Alemania y la Policía Federal Belga y coordinada por la Fiscalía de la Audiencia Nacional, aún continúa abierta.


PÁGINA DE FACEBOOK: ISLAM EN ESPAÑOL


Los cinco actuaban a través de distintos canales de Internet, todos ellos confluyendo finalmente en una página común de Facebook bajo el nombre 'Islam en español', con más de 32.000 seguidores y administrada por dos de ellos -en concreto, los detenidos en Alemania y Bélgica-.


En sus publicaciones, principalmente en castellano, se difundía contenido religioso, con mensajes y comentarios intercalados ensalzando a combatientes yihadistas y acciones llevadas a cabo por Daesh -acrónimo en árabe para designar al grupo-.


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH