Colau cierra el 2016 con un superhávit de más de 97 millones de euros

|

AyuntamientodeBarcelona


El Ayuntamiento de Barcelona cerró el ejercicio de 2016 con un superávit de 97,5 millones de euros y con un grado de ejecución del 97,6%, uno de los índices más altos de las últimas dos décadas.


El consistorio propone invertir parte del superávit a reponer el remanente de tesorería para reforzar la liquidez tras haber pagado 70,7 millones a la sentencia del 1% sobre sueldos de trabajadores municipales, posibilidad que asegura que el prevé la normativa estatal para los ayuntamientos que no superan el endeudamiento permitido.


También destinará parte de estos 97,5 millones a inversiones financieramente sostenibles de acuerdo con el Decreto Ley 2/2014 --opción que ya contempló al elaborar el Presupuesto de 2017, que preveía superar la regla de gasto con inversiones vinculadas al superávit--, destinándolas a vivienda, la red de buses, puntos verdes y la transformación digital de la ciudad, entre otros.


El Gobierno de Ada Colau ha achacado a "las limitaciones de la Ley Montoro"--la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local (LRSAL)-- y a unos mayores ingresos de los previstos por el impuesto de plusvalías --36 millones de euros más-- este superávit de 2016, año en que registró un gasto total de 2.702 millones.


También se debe a ajustes del Sistema Europeo de Cuentas (SEC) derivados de la ejecución de la esta sentencia para consolidar el incremento de sueldo del cuerpo funcionarial municipal y de las devoluciones de las Participaciones en los Ingresos del Estado (Pies) aplazadas, ha asegurado.


AHORRO BRUTO Y ENDEUDAMIENTO


La liquidación de 2016 asegura un ahorro bruto superior al 15% de los ingresos, en concreto de un 19,6% de los corrientes, algo que el Ayuntamiento ha defendido que "permite garantizar la capacidad de inversión".


El endeudamiento se ha mantenido por debajo del 60% de los ingresos corrientes --en el 32,9%, cifra similar a la del año anterior--, lo que garantiza a su vez la sostenibilidad financiera del Ayuntamiento, con uno de los niveles de endeudamiento más bajos "de las ciudades y administraciones del Estado e incluso de administraciones europeas".


El remanente de tesorería por gastos generales se ha situado en 156 millones de euros, con 753 millones en caja, y el pago de proveedores se mantiene y se sitúan en menos de 30 días, en concreto en una media de 29,8.



PP: "FALTA DE SENSIBILIDAD DE COLAU"


El líder del PP en el Ayuntamiento de Barcelona, Alberto Fernández, ha asegurado que el superávit de 97,5 millones de euros registrado en el ejercicio de 2016 por el Ayuntamiento "es fruto de la parálisis del proyecto de ciudad y de la falta de sensibilidad" de la alcaldesa, Ada Colau, hacia los barrios y la vivienda.


Fernndez 2


"En dos años, Colau ha llegado a generar un superávit de casi 200 millones" --con 100 en 2015 y estos 97,5 en 2016--, ha aseverado Fernández, quien ha señalado que, sin la compra de inmuebles a la Generalitat en la operación de la L9 de Metro, este superávit hubiese alcanzado casi los 250 millones.


Ha lamentado que Colau criticara en el pasado mandato de Xavier Trias el superávit y que ahora ella acumule uno "desproporcionado" cuando podrían destinarse los recursos a bajar impuestos, mejorar políticas sociales e invertir en los barrios, según el dirigente popular.


ERC: "COLAU PREFIERE DEDICAR EL SURÁVIT A LOS BANCOS" 


El portavoz de ERC en el Ayuntamiento de Barcelona, Jordi Coronas, ha criticado que el Gobierno de Ada Colau "ha preferido dedicar el superávit a los bancos y no a la gente", después de que registrara en 2016 uno de 97,5 millones.


JordiCoronas


Ha recordado en un comunicado que ICV --incluida en BComú-- criticó el superávit de 19 millones del último año de mandato de Xavier Trias, y ha aseverado que, "si antes la culpa era del Gobierno municipal, ahora es de Montoro", después de que el ejecutivo de Colau haya señalado la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local (LRSAL), conocida como Ley Montoro, como uno de los causantes del superávit.


Coronas ha asegurado que este superávit "refleja una vez más la incompetencia de un Gobierno que sólo hace anuncios", y ha recordado que ERC propuso en el pasado pleno municipal destinar al menos el 50% del superávit de 2016 a políticas de vivienda, algo ante lo que el Gobierno de BComú y PSC votó en contra.


GRUP DEMÒCRATA: EL SUPERÁVIT DE COLAU ES "UN ESCÁNDALO ABSOLUTO"


La portavoz adjunta del grupo Demòcrata de Barcelona ha criticado que el superávit de 97,5 millones del Ayuntamiento es un "escándalo absoluto y una indecencia" dadas las necesidades de la ciudad y los barceloneses.


GrupDemcrata


Ha asegurado en un comunicado que el Gobierno de Ada Colau ha optado por guardar estos millones "en el cajón", y ha reprochado al ejecutivo que los dedique a compensar lo que ha descrito como problemas de tesorería del Ayuntamiento.


Cuando el anterior Gobierno de Xavier Trias generó superávit lo recuperó para invertirlo en las personas y fue criticado por miembros del ejecutivo actual --como Colau y la teniente de alcalde Janet Sanz--, según Recasens, que ha aseverado: "¿Ahora qué dirán, cuando encima hacen un superávit mucho mayor y sí que lo guardan en el cajón?"

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH