El fiscal se opone a rebajar la pena del extesorero de CDC en el 'caso Palau'

|

Milletmontull


El fiscal anticorrupción Emilio Sánchez Ulled se ha opuesto a la petición de la defensa del extesorero de CDC Daniel Osácar de que se le retire la acusación de los cargos de tráfico de influencias, alegando que este supuesto delito no ha prescrito --al contrario de lo que argumenta su abogado, Xavier Melero--.


Al intervenir este jueves en la segunda sesión del juicio del caso Palau, el fiscal ha considerado que este supuesto delito no puede analizarse de forma independiente para valorar su posible prescripción, porque existe "una conexión natural" con el otro delito del que se le acusa: el blanqueo de capitales.


Ulled ha recordado que, como hay "conexión" entre el tráfico de influencias y el blanqueo de capitales, la ley obliga a tomar como referencia este último delito al ser el más grave, y su plazo de prescripción es de diez años, con lo que no estaría prescrito en este caso.


La Fiscalía pide para Osácar seis años de cárcel por el presunto delito continuado de blanqueo de capitales, y otro año y seis meses por tráfico de influencias --también continuado-- por las supuestas comisiones que CDC cobró de Ferrovial a cambio de adjudicársele obras públicas desde las instituciones que dirigía el partido.


LA PRUEBA DE LA DOCUMENTACIÓN


El fiscal también se ha opuesto a la petición del abogado del que era director general de Ferrovial, Pedro Buenaventura, de que se anule como prueba la documentación que el registro del Palau del verano de 2009 se extrajo del ordenador de la entonces secretaria de Millet al considerar que no se había garantizado la cadena de custodia.


El abogado de Buenaventura, Cristóbal Martell, consideró que hubo total desgobierno en la cadena de custodia de estos soportes, que tuvieron una "atribulada y atormentada vida", y constató que parte de estos documentos resultaron dañados y después recuperados.


Ulled ha admitido que el disco donde se grabaron los archivos se dañó físicamente, pero ha alegado que entonces se hicieron diversas copias que ahora los peritos en juicio podrán avalar como válidas, por lo que no se vulneraron derechos fundamentales de los acusados.


UN ACUSADO ABSUELTO


El miércoles empezó el juicio del expolio del Palau --por parte de Fèlix Millet y Jordi Montull-- y de la supuesta financiación ilegal de CDC a través de esta institución, con una sesión de cuestiones previas, sobre las que este jueves el fiscal se ha posicionado y sobre las que el tribunal ha anunciado que se pronunciará el mismo miércoles.


El tribunal sí ha pronunciado para aceptar el archivo de la causa contra uno de los empresarios, Ramon Marc: en el mismo sentido en que se ha pronunciado la Fiscalía y su defensa, ha concluido que su presunto delito de falsedad documental está prescrito por 20 días.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH