La depresión postvacacional podría evitarse repartiendo las vacaciones a lo largo del año

|

Vueltaaltrabajo

                                    Un tercio de los españoles sufre alteraciones con la vuelta al trabajo.

Tristeza, tensión, apatía, insomnio, irritabilidad, problemas de concentración o fatiga son algunos de los síntomas que aparecen con el hecho de volver a la rutina. Para tratar de evitarlo, la psicóloga Irene Bayarri aconseja dividir las vacaciones en periodos de 10 a 12 días.


El año pasado casi un tercio de los españoles sufrió síndrome o depresión postvacacional tras el verano, un trastorno que, aunque no está reconocido como enfermedad, se repite cada vez con más frecuencia, sin embargo, si se dividen las vacaciones a lo largo del año, en el caso de que sean "demasiado" largas, ayuda a reducir sus síntomas, según la psicóloga Irene Bayarri, experta en ansiedad y estrés.


La experta afirma que "lo mejor sería dividir las vacaciones a lo largo del año, en periodos de 10 a 12 días". "Cuando son vacaciones demasiado largas, como un mes, la sintomatología de este trastorno adaptativo es mayor", sostiene la experta, quien recuerda que las vacaciones no pueden ser opcionales o voluntarias ya que son necesarias para el bienestar físico y psíquico, y todo el mundo necesita una desconexión periódica de la rutina para rendir mejor.


Por su parte, el psicólogo Xavier Savin añade que las vacaciones se convierten en una oportunidad para revisar si el trabajo está alineado con nuestros valores. "Lo importante no es no sentir emociones en determinados momentos, se trata de darles significado y utilizar estas emociones para corregir lo que no nos acaba de gustar de nuestra rutina", sostiene.


Las vacaciones tienen como objetivo el poder hacer todo aquello que por falta de tiempo no hacemos el resto del año como es descansar, hacer deporte, pasar tiempo con familia y amigo, etc. "Las vacaciones deberían ser una oportunidad para hacer lo que en otros periodos no podemos y descansar de lo que sí hacemos con intensidad el resto del año", comenta Savin.


RECOMENDACIONES PARA NO CAER EN LA DEPRESIÓN POSTVACACIONAL


Ambos expertos, que forman parte del Servicio de Neurología del Instituto de Neurociencias Avanzadas (INEAMAD) del Hospital Nuestra Señora del Rosario de Madrid, recomiendan tratar de regresar unos días antes de las vacaciones, incorporar rutinas poco a poco, volver a los horarios habituales de manera gradual. "Es frecuente trasnochar y levantarnos mucho más tarde. Adapta de manera progresiva tus horarios y empieza a irte antes a la cama de lo que lo hacías en vacaciones", recalcan.


Si ya se ha vuelto al trabajo, aconseja dedicar los primeros días a organizarse, poniendo orden a las tareas de las próximas semanas y no cargarnos de trabajo estos primeros días, y, sobre todo, "procurar no romper con todas las actividades placenteras que has ido realizando durante las vacaciones".


También es bueno buscar motivaciones en el área del ocio cercanas en el tiempo, y, añaden, "centrarse en lo ilusionante del trabajo y de la vuelta a la rutina, como por ejemplo el reencuentro con personas que echabas de menos en las vacaciones y que con la vuelta vuelves a ver".

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH