martes, 17 de septiembre de 2019

Cuatro años de cárcel para el sicario de los GAL convertido al yihadismo

|

Audiencia nacional


La Audiencia Nacional ha condenado a cuatro años de cárcel al que fuera sicario de los GAL en la década de 1980 Daniel Fernández Aceña por delito de autocapacitación terrorista, tras publicar contenidos en las redes sociales de tipo radical y manifestar su intención de inmolarse en un autobús de Segovia.


Los magistrados explican en su resolución que se le impone la pena dada la "peligrosidad del sujeto" ya que en el pasado fue condenado por un delito de asesinato relacionado con la organización terrorista de los GAL.


También por su afición a las armas y a los explosivos, lo que llevó a entregar en mano unas balas a una de las trabajadoras del Centro de Salud Mental 'Amanecer' "a modo de advertencia".


"Peligrosidad que se desprende, asimismo, del contenido y la multitud de páginas webs visitadas y de las que guardaba aquellas imágenes o fotografías más impactantes, que luego no dudaba en compartir con terceros. Las medidas de seguridad empleadas para no dejar rastro de las búsquedas en la red nos hacen pensar que aquellas excedían con mucho de lo que supone una mera curiosidad o interés por un tema concreto", concluye el tribunal.


Según los magistrados, el acusado desarrollaba una importante labor de autocapacitación o autoformación, guardando y publicando mensajes en las distintas redes sociales, entre los que caben destacar aquellos que defienden la ideología del Estado Islámico verbalizando con personas de su entorno la intención de inmolarse y de acceder al paraíso.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH