Torra busca el apoyo del PSC a sus presupuestos a cambio de asegurar una mayoría para Sánchez

|

Iceta torra efe

Miquel Iceta y Quim Torra (Archivo)


El Govern de Quim Torra busca el apoyo del PSC para los presupuestos de la Generalitat que está preparando para el 2019. El conseller de Economía, Pere Aragonès no tiene claro el acuerdo con los Comunes de Xavier Domènech, sus socios prioritarios que se han marcado desde el Parlament.


Así, según adelanta ‘El Confidencial’, se ha convocado una reunión para el 23 de septiembre con el fin de presentar al PSC los presupuestos de la Generalitat de 2019. Para Pere Aragonès, la aprobación del presupuesto es una prioridad, pues no quiere darle a Quim Torra ninguna excusa para que avance elecciones. ERC ha apostado desde siempre por una legislatura larga, una tesis a la que se ha sumado el actual presidente de la Generalitat en la última semana.


No obstante, los socialistas catalanes se muestran muy reticentes a apoyar las cuentas que presente Pere Aragonès en el Parlament. No tanto por el rigor de las mismas como por su intencionalidad política. Miquel Iceta no quiere aparecer como un apoyo a unos presupuestos 'para hacer república'.


El vicepresidente Aragonès piensa seguir la senda marcada por Oriol Junqueras, ahora en prisión provisional. El presupuesto de Junqueras para 2016 ya fue mucho más riguroso que los que presentaba Andreu Mas-Colell. Con ello, ya se ha ganado el desaire de la CUP que ya se ha descolgado antes de ver un papel de los presupuestos. Los 'cupaires' ya han anunciado que le negarán a Pere Aragonès el apoyo a sus cuentas.



A partir de ahí, quedan los Comunes. Pero con la municipales encima, según analiza ‘El Confidencial’, tal vez prefieran no pactar unos presupuestos que tampoco incrementarán mucho el gasto, un aumento que en todo caso estará muy por debajo de los niveles que querría Podemos


Así, el PSC es la apuesta más segura, teniendo en cuenta, además, que el giro posibilista de los republicanos, desde que Oriol Junqueras está encarcelado, facilitaría las cosas.


ESCAÑOS Y PAGAS EXTRAS


El poco entusiasmo del PSC podría verse compensado por un cambio de cromos entre Madrid y Barcelona. ERC cuenta con nueve diputados en el Congreso, capitaneados por Joan Tardà. Esos nueve diputados son claves para que PSOE pueda aprobar sus propios presupuestos este otoño. Por tanto, la base del acuerdo no sería tanto económica como política.


En cualquier caso, también son necesarios los votos de CDC, con otros ocho escaños en el Congreso de los Diputados. Algunos podrían votar a favor del Presupuesto de Pedro Sánchez. Pero otros nunca lo harán, como la diputada Míriam Nogueras, muy cercana a Carles Puigdemont. Así que el esfuerzo de ERC puede ser clave pero no suficiente.


En términos económicos, los nuevos presupuestos catalanes son muy importantes. Servirán, por ejemplo, para garantizar las dos pagas extras que todavía no han recuperado los funcionarios catalanes, pero sí los del resto de España.


ERC, además, lleva meses asegurando que hay que ampliar la base, que el independentismo necesita crecer más allá del 47% de los votos. Algo que JxCAT y Carles Puigdemont contemplan con mucho recelo. Por tanto, para ERC contar con el apoyo socialista sería una progresión práctica de lo que llevan tiempo afirmando en teoría.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH