domingo, 25 de octubre de 2020

Las tribulaciones de Puigdemont y Torra

Carmen P. Flores

“Creer que un enemigo débil no puede dañarnos, es creer que una chispa no puede incendiar el bosque”, afirmaba el escritor persa más representativo del medievo Muslih-Ud-Din Saadi. En sus obras tanteó y analizó las actitudes del ser humano con él mismo, con los gobernantes y con el mundo. En sus obras pone a prueba distintos modos de pensar y puntos de vista e intenta ofrecer una nueva forma de vida en paz y convivencia teniendo en cuenta las creencias y el respeto hacia cada colectivo.


Foto d'arxiu de Carles Puigdemont


Quim Torra, ejecutor de las ideas “brillantes” de Puigdemont, ha sido considerado, desde que ocupa el Palau de la Plaza de Sant Jaume, una persona, indecisa, sin criterio y débil. En su acción de gobierno ha sido así, en su estrategia de pasar a la historia, está siendo esa chispa que quiere seguir incendiando la vida política, social y económica de este país. Por eso, los últimos cambios de consellers legitiman la expresión de Saadi. El pirómano político ya ha empezado su ofensiva de incendiar lo que haga falta.


Torra que va a pasar a la historia como el presidente de la Generalitat que menos y peor gestión ha realizado a lo largo de la historia, está dispuesto a llevar a cabo su ultima jugada de prestidigitador: no convocar elecciones hasta agotar el limite- piensa atrincherarse en el Palau aunque lo condenen- y quitar del gobierno a la última mohicana del PDeCat para controlar una consellería estratégica. En ella ha colocado a un activista cuadrado que traerá más de un conflicto nada más coger la cartera y con un mérito que lo avala: ser persona de confianza de Puigdemont. Las lealtades son lo más importante para tener la confianza del huido.


Tener el control de Mossos de Esquadra, para convertirlos en la policía “patriótica” que obedece las órdenes políticas es unos de sus objetivos prioritarios. Así se puede intentar relativizar las actuaciones policiales en las manifestaciones y otros tugurios de los CDR y toda la tropa de incontrolados. De esta manera tienen contentos a unos cuantos. Una actitud que se le puede volver en contra a no ser que ya tenga organizada la Cheka catalana y esté haciendo la criba de los nos adeptos.¿ Lo conseguirá?


El presidente de la Generalitat, Quim Torra, clausura la 52 Universitat Catalana d'Estiu (UCE)


La tercera consellería estratégica- dentro de las que gobierna el JXCat- cultura, una parcela muy apetecible, por muchas razones: controlar el panorama cultural de este país mediante el goteo clientelar de las subvenciones . Ya el expresidente Pujol en su época explicaba que una cultura no se justificaba en ella misma, sino como un instrumento de promoción, “ y en nuestro caso de construcción de un pueblo”, reflexionaba. Un pueblo adoctrinado, se interpreta de sus reflexiones. El modelo de cultural al que aspiraba Pujol era una mezcla de Dinamarca y Lombardía, una región europea de gran vitalidad sin ninguna clase de conformismo, llena de creatividad y de audacia, de imaginación y de modernidad.”, afirmaba en una entrevista. ¿En qué países se inspiran Puigdemont y Torra?.


Todos estas jugadas ideadas por el gironí y llevadas a cabo por el actual presidente son una declaración de guerra a ERC, que dice haberse enterado por los medios de los cambios. Quiere dinamitarla para que no llegue a gobernar. Pero no solo a los republicanos le declara la guerra, sino al propio gobierno de Pedro Sánchez que después de que Rufíán consiguiera que Sánchez convoque la mesa de “dialogo”, Torra la va a dinamita con dos de sus propuestas: la autodeterminación y la amnistía de los políticos presos. Sabe que no van a ser aceptadas . Con lo cual, le ha hecho bien la puñeta a sus adversarios y socios de gobiernos. Por lo tanto, la mesa del dialogo de sordos no se va a celebrar, pero la culpa, como siempre es de Madrid y en este caso le añadirán que ERC se ha vendido. Claro que todo lo hacen por el bien de Catalunya.


Menudo follón nos espera en otro otoño caliente- ya son demasiados-, con la tribulaciones de un expresidente huido y un presidente que puede ser condenado. Decía Mafalda que “el problema de las mentes cerradas es que siempre tienen la boca abierta”. Pues eso y todo por su amor a Catalunya y los catalanes ¿Y a los ciudadanos de Catalunya qué?


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.



Más autores

Opinadores
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH