viernes, 26 de febrero de 2021

Millo promete "voluntad sincera de diálogo" pero exige respetar la ley

|

Millo4


El nuevo delegado del Gobierno en Catalunya, el exportavoz del PP en el Parlament Enric Millo, ha tomado posesión del cargo este lunes ofreciendo su "mano tendida" al Govern y a los ayuntamiento catalanes para cooperar, pero ha exigido respetar la legalidad y el Estado de derecho.


"Me comprometo a mantener en todo momento la mano tendida a la Generalitat y a los ayuntamientos con voluntad sincera de diálogo, acercamiento y acuerdo para garantizar el bienestar y la convivencia" de todos los catalanes, ha afirmado en su toma de posesión en la sede de la Delegación, en Barcelona.


Millo ha admitido las diferencias con el Govern, sin citarlo explícitamente en este punto, pero ha añadido que esto no excusa para incumplir con el marco constitucional: "Si lo queremos modernizar, podemos hacerlo, pero desde el diálogo y desde el consenso, y nunca desde la imposición".


ELOGIOS DE SÁENZ DE SANTAMARÍA


La vicepresidenta del Gobierno y ministra de Administraciones Territoriales, Soraya Sáenz de Santamaría, ha ofrecido este lunes a los poderes públicos catalanes abrir una etapa de "diálogo y consenso", pero a cambio pide respeto a la ley y lealtad institucional entre administraciones.


En la toma de posesión de Millo ha afirmado que el exdiputado autonómico recién nombrado en el cargo tiene que ser el "cauce de comunicación constante entre la sociedad y los poderes catalanes y el Gobierno de España".


La vicepresidenta ha elogiado la trayectoria de Millo y ha resumido así lo que quieren de él los dirigentes del Gobierno central: "Que sepa escuchar, entender, traducir, interpretar y hacernos llegar cuando no estemos aquí, que estaremos mucho, los problemas" e inquietudes de los catalanes.


Santamaría, de cuyo ministerio dependen las delegaciones del Gobierno, ha encargado a Millo ser en Catalunya "los ojos, los oídos, la mano derecha y la mano izquierda para saber construir el diálogo y el entendimiento" con las administraciones catalanas.


Ha asegurado que, en la etapa que se abre con la nueva legislatura, la lealtad institucional será una "filosofía" de su gobierno, insistiendo que hay un marco constitucional de convivencia que todo el mundo tiene la obligación de respetar.


Ha defendido que esta lealtad institucional es clave porque España es cada vez más un Estado descentralizado, y ha concluido: "El futuro no se afronta buscando el origen de los problemas, sino tratando de hacer partícipes de las soluciones".


Santamaría ha recordado sus orígenes en la función pública en la Subdelegación del Gobierno en León -"Mis orígenes y mi futuro siguen siendo humildes", ha puntualizado- y ha dicho que elige a Millo porque es un profesional que sabe de lo que habla y habla bien.


Millo será "pieza clave y crucial en el tiempo que se abre", ha destacado la vicepresidenta, que ha expuesto que otro motivo por los que ha sido elegido es su buen carácter y, en resumen, por ser una buena persona.


También ha tenido palabras de elogio para la predecesora de Millo, Llanos de Luna, a quien ha agradecido su labor a lo largo de estos años "complejos para la vida de los españoles", y se ha mostrado convencida de que seguirá sirviendo y bien los intereses de los ciudadanos.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH