miércoles, 21 de abril de 2021

La juez Lamela vuelve a denegar la salida de prisión de Sandro Rosell

|

Rosell 3

Es la segunda vez que la juez deniega la salida del ex presidente Rosell.


La juez de la Audiencia Nacional, Carmen Lamela, no ha permitido la puesta en libertad del ex presidente del FC Barcelona, Sandro Rosell, y de su presunto testaferro en Andorra, Joan Besolí, ya que, según entiende, sigue existiendo riesgo de fuga, de destrucción de pruebas y de reiteración delictiva.


Lamela envió a prisión Rosell y Besolí el pasado 25 de mayo, acusados de formar una red dedicada a blanquear dinero procedente de comisiones ilícitas derivadas de la venta de los derechos de la selección brasileña de fútbol a una mercantil árabe con sede en las islas Caimán, cuya denominación social es International Sports Events (ISE). Todo ello a través de un entramado de sociedades y cuentas principalmente en Andorra.


Por otra parte, la magistrada explica que tanto en el caso de Rosell como de Besolí persiste el riesgo de que se oculten o destruyan pruebas de los delitos imputados, así como de reiteración delictiva, ya que ambos operaban presuntamente dentro de un grupo organizado de personas que son investigadas también por otros países, como Estados Unidos, Andorra o Suiza.


Sobre la base que alega Rosell para recorrer la medida de prisión, la magistrada la desprecia afirmando que hay riesgo de fuga porque, aunque tiene la nacionalidad, propiedades en este país y dos hijas que viven en España, la investigación ha puesto de manifiesto su facilidad para viajar y vivir temporalmente en diferentes lugares de todo el mundo.


En relación con Besolí, Lamela subraya en su resolución que también tiene posibilidades económicas y que, aunque se ha comprometido a adquirir la nacionalidad española, dice que se trata de un mero compromiso que no depende exclusivamente de su voluntad y requiere la tramitación de un procedimiento que incluso puede durar más que la instrucción y el enjuiciamiento de los hechos investigados.


Además, Besolí alegó en su recurso que tiene un hijo de 20 años con una lesión medular y que requiere de su atención. En relación con ello, la juez indica que, "sin desconocer el grave problema, tales circunstancias, junto con las ya expuestas en la resolución por el que se acordó su prisión y el resultado de los embargos practicados, ponen de manifiesto una vez más las posibilidades económicas e incluso permiten contemplar la posibilidad de que su hijo pueda ser trasladado para que continúe su tratamiento en el extranjero".

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH